Narcos bonaerenses buscaron acceder a fusiles usados por tropas especiales

El subfusil SAF, calibre 9mm, es utilizado por tropas de asaltos policiales y militares
El subfusil SAF, calibre 9mm, es utilizado por tropas de asaltos policiales y militares Crédito: policía bonaerense
Daniel Gallo
(0)
23 de octubre de 2019  • 19:16

Uno de los desafíos más importantes en las políticas públicas de seguridad es evitar la llegada de armamento de alto volumen de fuego a manos de los clanes narco, de esos grupos de por ahora baja o mediana capacidad operativa que controlan los puestos urbanos de venta de drogas. Ayer preocupó la aparición de fusiles de tropas especiales en un intento de venta de armas a un grupo narco bonaerense.

Poco tiempo atrás fue detectado el acopio de cientos de armas de origen militar que formaban parte de un intento de contrabando hacia Paraguay, con el objetivo final de reforzar a organizaciones narcocriminales brasileñas que buscan colonizar territorios en ese país. En esa investigación no se encontraron líneas de contacto con las bandas locales, cuyo poder de intimidación pocas veces excede a la ametralladora FMK3.

La preocupación oficial aparece cuando esos clanes narco se acercan, de tanto en tanto, a fusiles y eso representa siempre un alerta sobre un posible e inminente conflicto entre vendedores de drogas que rivalizan en zonas cercanas. Una situación de esas características empezó a visualizarse ayer en la zona sur del conurbano, donde se decomisaron dos armas de inusual presencia en los asentamientos bonaerenses.

El operativo fue realizado por la policía bonaerense en Florencio Varela

00:42
Video

Fueron incautados un fusil calibre 5,56 y un subfusil 9mm de origen chileno y que habitualmente forman parte del arsenal de las tropas comando de fuerzas de seguridad y fuerzas armadas.

Un llamado anónimo alertó a detectives de la policía bonaerense sobre la inminente comercialización en una zona rural de Florencio Varela de armamento de alto poder de fuego. Según fuentes vinculadas con el caso, el aviso fue bastante preciso y permitió preparar un operativo para interceptar a la pareja que transportaba ese material, que en manos de un clan narco local podría haber significado un elemento desestabilizador y un incentivo para el inicio del avance de un grupo sobre otro.

Los investigadores locales y federales consideran que esa clase de armamento no es buscado para enfrentarse con policías -en general los grupos narco esquivan esos posibles tiroteos con uniformados-, sino que se trata de conseguir una capacidad de fuego que permita inclinar la balanza en una disputa con otro clan territorial.

La versión chilena del SIG 540 fue encontrado en Florencio Varela
La versión chilena del SIG 540 fue encontrado en Florencio Varela Crédito: policía bonaerense

Los detectives bonaerenses interceptaron una camioneta en la que circulaba una pareja y que en la cabina transportaba un fusil SIG 540, calibre 5,56mm, y un subfusil SAF, 9mm. También fue incautada una pistola Heckler & Koch, calibre 45, y "gran cantidad de munciones", según explicaron fuentes policiales.

El paso de ese vehículo fue bloqueado en la calle 1355, entre 1308 y 1310, muy cerca de un asentamiento conocido como Villa San Luis, en Florencio Varela. En los últimos días se había realizado en esa zona otro procedimiento antidrogas, en el que fueron capturados sospechosos de integrar un clan narco que opera en la villa Itatí, en Quilmes. Los investigadores no habían determinado aún si el armamento incautado tiene algún punto de contacto con bandas instaladas en la villa Itatí.

El armamento encontrado llamó la atención de los detectives bonaerenses. En ambos casos se trata de la versión del SIG 540 fabricada en Chile por Fábricas y Maestranzas del Ejército (Famae), que abastecen a fuerzas especiales a nivel militar y policial. El fusil encontrado es una versión con culata retráctil, conocida como versión de paracaidista, en calibre 5,56mm. Ese culatín permite observar, además, que se trata de un modelo fabricado hace algunos años, ya que el montaje actual incluye un apoya-hombro similar a la carabina M-4 norteamericana.

Fue incautada una pistola Heckler Koch, calibre 45
Fue incautada una pistola Heckler Koch, calibre 45 Crédito: policía bonaerense

Más allá de esas características del fusil, es el subfusil SAF de 9mm el que podría causar una sorpresa mayor por la posibilidad de que ese arma hubiese caído en manos de narcos bonaerenses. También fabricado en Chile a partir de una derivación del SIG 540, el subfusil hallado en Florencio Varela tenía un silenciador incorporado.

Es un arma clásica de las unidades especiales. Varios grupos de asalto policiales tienen alguna de las versiones de ese subfusil, que lleva un cargador con 30 municiones, algo que hubiese otorgado un importante volumen de fuego al clan narco que buscaba ese arma. Es efectiva hasta los 150 metros.

Los investigadores intentan ahora determinar no solo el origen de esas armas, sino fundamentalmente buscan conocer al grupo que pretendía acceder a armamento táctico.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.