Apareció internado en un hospital el argentino que había desaparecido en San Pablo