“Dejé de trabajar para poder cuidar a mi hijo”