Dos chicos de 13 y 15 años salvaron a un niño del abuso de su padrastro

El agresor, conocido como "Peteke", es padrastro del niño de 9 años del que abusó
El agresor, conocido como "Peteke", es padrastro del niño de 9 años del que abusó
(0)
13 de febrero de 2019  • 11:45

La valentía de Marcos, de 13 años, y Uriel, de 15, salió a la luz cuando vieron a un hombre abusar de su hijastro en un descampado de Tristán Suarez, en el partido de Ezeiza . Se armaron con palos y redujeron al hombre al que mantuvieron retenido hasta que llegó la policía.

Uno de los héroes, ya había defendido a su madre de las brutales golpizas de su padre cuando tenía solo 5 años, informó Crónica.

Los dos adolescentes solían frecuentar el descampado, al igual que muchos vecinos, para andar a caballo. Así fue que ayer, mientras montaban, se acercaron al agresor, "Peteke", que parecía estar pescando junto a otros tres niños en el arroyo. Pero al llegar, los chicos ya no estaban y en cambio, vieron cómo el hombre abusaba de su hijastro de 9 años, al que mantenía amenazado a punta de cuchillo.

El arma blanca -un cuchillo de cocina- no frenó el acto de heroísmo de los chicos. Marcos, o "el Bola", como lo llaman sus conocidos, tuvo la idea de buscar palos para defenderse mientras advertían al dueño del descamado que llame a la policía. Fue en ese momento que el agresor notó la presencia de los adolescentes e intentó escapar pero ambos lo redujeron con golpes y lo retuvieron hasta que llegó la policía.

El menor fue trasladado al Hospital de Ezeiza producto de las lesiones padecidas por el ataque sexual y su agresor se encuentra detenido en la comisaría de Tristán Suárez.

Dos héroes sin temor

En una entrevista con Ezeiza.tv, los adolescentes relataron los hechos y explicaron la tristeza que sintieron al ver la situación. Sin duda, la valentía de estos chicos será recordada por todo el barrio, y sobre todo, por el menor abusado.

Los dos menores relatan los hechos y cuentan paso a paso el acto de valentía que salvo a otro menor del abuso de su padrastro

04:55
Video

En ese momento yo no sentí miedo, sentí ganas de pegarle
Marcos, 13 años

"Lo felicité porque él arriesgó su vida para defender a otro, siendo muy pequeñito", dijo orgullosa la madre de Marcos. "Tengo una mezcla de sensaciones, como orgullo, pero a la vez pena por el chico abusado y horror por lo que mi hijo tuvo que ver", lamentó y relató que cuando Marcos tenía tan solo 5 años, la rescató de los golpes de su marido. "Su papá me estaba moliendo a golpes, dejándome inconsciente y él tomó un secador y lo espantó. Después corrió y llamó a la policía", dijo.

Me sentí mal al ver lo que estaba haciendo ese hombre, por eso lo retuvimos hasta que vino la Policía
Uriel, 15 años

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.