En un confuso episodio, un niño murió en el pelotero del zoológico de Luján