Descartan que las sábanas y zapatillas halladas debajo de la autopista Buenos Aires-La Plata sean de Gissella Solís

Gissella Solís Calle desapareció el miércoles pasado y aún no se sabe nada de su paradero
Gissella Solís Calle desapareció el miércoles pasado y aún no se sabe nada de su paradero Fuente: LA NACION
(0)
22 de enero de 2019  • 12:20

La Policía Bonaerense descartó las evidencias encontradas esta mañana debajo de la autopista Buenos Aires-La Plata que se creía podían pertenecer a Gissella Solís Calle, la odontóloga desaparecida desde el miércoles pasado, tras discutir con su pareja.

Después de realizar los peritajes correspondientes determinaron que las sabanas no pertenecen a la mujer desaparecida y que las zapatillas estarían en el lugar hace más de 15 días.

La Policía había encontrado una sábana y zapatillas debajo de la autopista Buenos Aires-La Plata, en el kilómetro 47 sentido hacia Capital Federal, que eran compatibles con un calzado de mujer, aunque la familia desconfiaba que pertenezcan a Gissella ya que la describen como una mujer muy "coqueta" que no utilizaba zapatillas.

Una mujer denunció que encontró un celular Samsung color negro que coincide con el teléfono desaparecido Gissella. El teléfono fue encontrado sobre un paredon de un metro de altura y al prender el celular, reconoció la foto de Gissella en el Facebook cargado en el dispositivo. La mujer tiró la tarjeta sim con la intención de quedarse con el teléfono, que fue entregado por ella misma a los efectivos policiales al darse cuenta que se trataba del celular de Gissella.

Se realizaron rastrillajes en la zona con gomones y perros especializados pero los pastizales del arroyo General Rodriguez dificultaron la investigación.

Gissella tiene 47 años y es odontóloga. El martes pasado, por la noche, discutió con su pareja, Abel Casimiro Campos , un hombre con quien la mujer compartía una relación hace seis años y quien se suicidó de un tiro en la cabeza minutos antes de que la policía irrumpiera en el cuarto de hotel donde se hospedaba en La Plata . Fue la última persona que estuvo con ella.

¿Cuáles fueron sus últimos rastros?

La noche del martes, Gissella se comunicó con su hermano Roberto para contarle sobre la discusión con Campos en la que habría terminado la relación tras un ultimátum de Gissella hacia Campos para que decida que hacer con su vida paralela. Quedaron en continuar la charla al día siguiente, pero Gissella nunca contestó ni se presentó a trabajar.

En el domicilio su sobrino encontró las copas sucias y ningún indicio de que alguien haya pasado por ahí. Según su hermano, "estaba todo en su lugar", aunque faltaba un poco de dinero "de una operación que ella había efectuado el lunes pasado".

"No hubo nunca ningún indicio que hiciera suponer que se haya ido por su propia voluntad. En su casa estaban los documentos, la tarjeta de crédito, las llaves de la casa y uno de los teléfonos", dijo la fiscal, Ana Medina, a LA NACION.

¿Quién es el principal sospechoso?

La principal hipótesis de investigación es que se trata de un femicidio por parte de su ex pareja, que habría descartado el cuerpo en el agua debajo de la autopista. Sin embargo, pasadas las 13.30, la policía culminó con los rastrillajes.

El miércoles por la mañana, un vecino asegura haber visto a Campos salir de la casa de Gissella por la mañana en su camioneta Nissan amarilla. El hombre había dejado el vehículo en un taller mecánico en donde había pedido explícitamente que lave la camioneta, sobre todo, en la parte inferior.

Abel Casimiro Campos mantenía una relación paralela en Lobería donde tenía una esposa y dos hijos. Según informaron, el hombre volvió a Lobería el jueves, algo inusual ya que debía presentarse a trabajar el viernes mismo en La Plata.

Un amigo declaró que mantuvo una conversación con Abel en donde el hombre le contaba que el miércoles mismo, el salió a trabajar (relato que coincide con el testimonio del vecino), y que luego volvió al departamento de Gissella pero que esta no le abrió la puerta.

Posibles pistas

Dentro de las pericias en el departamento de Gissella se encontraron los documentos de la mujer desaparecida y un celular, que sus familiares aseguraron que no funciona hace tiempo. Gissella utilizaba dos celulares que podrían ser claves en cuanto a la señal de GPS y mensajería dentro. Una mujer denunció haber encontrado el teléfono de Gissella a quien reconoció en la foto al prender el celular, pero tiró la tarjeta sim, perdieron datos de valor para la investigación.

Sin embargo, los investigadores se sorprendieron con un hecho curioso: faltaban las sábanas en la cama y, según explicó la hermana de la víctima, en el colchón habría manchas "raras". Hoy encontraron sábanas y un par de zapatillas pero efectivos de la policía descartaron que pertenezcan a la mujer.

Una segunda pista posible es que en el baño había restos de vómito que alguien intentó limpiar y creen que puede pertenecer a Abel y que podrían explicar y servir para reconstruir los últimos movimientos de la pareja.

¿Cómo sigue la investigación?

La investigación busca reconstruir los movimientos de Campos desde la madrugada del miércoles pasado hasta el momento en que se suicidó. La policía lo buscaba en el centro de esta ciudad, ya que el hermano de Abel declaró que lo había dejado allí y que le había dicho que iría a ver a un amigo.

El hombre habría viajado a Lobería en micro y fue su hermano quien lo trajo a La Plata el domingo. La mujer fue citada a declarar en la causa a partir de las 14 horas. Su hija, ya mayor de edad también está citada para declarar.

Hoy por la mañana, se realizaron las pericias con luminol en la camioneta de Campos y había trascendido que habría rastros humanos en el asiento trasero y en el baúl de la camioneta, aunque luego confirmaron que los resultados dieron negativo en compatibilidad con Gissella.

La investigación continua para dar con el paradero de la odontóloga, que ya lleva una semana sin comunicación.

Ante cualquier información comunicarse a los teléfonos 0221-156207807 o 0221-4231403.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.