Investigan a un preso por la desaparición de su expareja

Carla Soggiu
Carla Soggiu Fuente: LA NACION
El hombre está detenido por una denuncia presentada por la buscada joven de 28 años; sospechan de una posible venganza
Gustavo Carabajal
(0)
18 de enero de 2019  

El martes a la noche, Carla Soggiu activó dos veces el botón antipánico que la Justicia le entregó para que alertara si su exmarido violaba la restricción perimetral que se le había impuesto. Fueron las últimas señales que dio la mujer, de 28 años y madre de dos hijos. Ante la posibilidad de que la desaparición de la mujer estuviera vinculada a una venganza, los policías comenzaron a investigar al exmarido y a su entorno. Anoche, efectivos de la Policía de la Ciudad realizaban rastrillajes con perros en el barrio de Pompeya para encontrar a la mujer.

Actualmente, el exmarido de Carla está detenido en el penal de Marcos Paz, acusado de la presunta responsabilidad en la "privación ilegal de la libertad y abuso sexual agravado" de la mujer desaparecida. La detención de la expareja de Carla fue ordenada por el juez de Instrucción Osvaldo Rappa.

Debido a que la denuncia por presunta violación que hizo Carla constituyó la causa por la que el hombre fue apresado, los investigadores no descartaron la posibilidad de que la desaparición de la mujer estuviera motivada por una venganza.

El exmarido de Carla, de quien solo trascendió su apellido -Fuentes- tenía una restricción perimetral que le impedía acercarse a su exmujer. Dicha disposición incluía a su familiares, entre los que figura su padre, un expolicía.

Según fuentes policiales, la búsqueda incluyó los allanamientos a dos viviendas. Uno de esos domicilios corresponde a la casa del hombre detenido. Cuando los policías irrumpieron en ese departamento no encontraron nada

Luego, los investigadores se dirigieron, a la vuelta de la casa de la expareja, en Río Cuarto al 400. Se trata de la última localización que figura en el GPS del dispositivo antipánico. Ahí tampoco encontraron pistas sobre Carla. La policía confirmó que "los móviles revisaron la zona correspondiente al último reporte de GPS, pero no se encontró a la damnificada".

Hasta el momento, los investigadores saben que el dispositivo antipánico se activó en dos oportunidades el martes a la noche: a las 20.07 y a las 21.14. "En la primera comunicación de la damnificada se procedió a solicitar móvil al domicilio de la misma. Al lograr comunicarse con la damnificada, refirió que estaba desorientada", expresó una fuente policial.

"A las 21.14 se recibió otra activación en donde se mantuvo nueva comunicación, en la que la damnificada dijo estaba en un vehículo del cual no pudo aportar datos, en una calle de tierra con abundante barro", agregaron. Fue la última señal de Carla.

Mientras los vecinos y familiares de la mujer se concentraban anoche en la esquina de Sáenz y Traful, en Pompeya, para reclamar por la aparición de Carla, los policías buscaban en hospitales de la zona, en Avellaneda y Lanús ante la posibilidad de que la mujer se hubiera atendido en alguno de esos centros asistenciales, debido a que tiene una válvula intracraneal que le colocaron por la hidrocefalia que la afecta.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.