Justificación policial

(0)
29 de febrero de 2004  

En la Comisaría de la Familia, de Almirante Brown, situada en Burzaco, señalaron que corresponde a esa dependencia tomar las denuncias por violaciones, abusos y problemas familiares. De esta forma, los policías justificaron a sus colegas de la comisaría del Barrio Don Orione, que, según dice la familia de la menor abusada, no quisieron atenderla cuando fue a denunciar el hecho.

No obstante, al cierre de esta edición los vecinos de Don Orione se aprestaban a marchar hacia la comisaría del barrio para protestar por la supuesta pasividad policial.

"Si la policía hubiera actuado cuando Vanesa fue a hacer la denuncia, el sospechoso de haberla violado ya estaría detenido; pero lo dejaron escapar", dijo, molesto, uno de los vecinos de la víctima.

Los familiares y amigos de la joven abusada refirmaron que la víctima identificó a su agresor y que podría señalarlo en una rueda de reconocimiento, pero acusaron a los efectivos de la comisaría del Barrio Don Orione de supuesta connivencia con el padre del acusado.

La causa quedó a cargo de la jueza de menores de turno del Departamento Judicial de Lomas de Zamora.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.