El interior cultural: Chaco. Las esculturas dejan su impronta en Resistencia