Los espacios bien diseñados también enseñan a los chicos