Más de 100 heridos durante los festejos por la Navidad

El 70 por ciento de los pacientes en las guardias hospitalarias tenía menos de 18 años
(0)
26 de diciembre de 2009  

Más de cien personas resultaron heridas durante los festejos navideños, en su mayoría por accidentes con pirotecnia. Con respecto a 2008, este año aumentaron los casos y el 70 por ciento de los pacientes atendidos en los servicios de guardia era menor de 18 años.

El caso más grave es el de un chico de 10 años de la localidad bonaerense de Tristán Suárez, derivado desde el hospital de Ezeiza al Instituto del Quemado, en la Capital. "Tiene una lesión grave local en el muslo izquierdo, causada por una bomba de estruendo; se le va a resecar la parte del músculo hasta desvitalizar y reparar el defecto que queda por el impacto", explicó a LA NACION el jefe de urgencias Armando Escobar.

Por otra parte, en el hospital de oftalmología Pedro Lagleyze se encontraban ayer internados dos pacientes por estallido del globo ocular, a causa de la manipulación de petardos, por lo que ayer tuvieron que ser sometidos a sendas operaciones. "Se trata de dos casos graves porque tiene comprometida la visión", dijo la médica interna de guardia Rocío Mongiat.

No obstante, según el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires, en el conurbano se registraron menos ingresos en guardias por uso de pirotecnia respecto de años anteriores.

Video

En el hospital de oftalmología Santa Lucía, en la Capital, se atendieron 31 pacientes, 18 de ellos menores de 15 años, explicó el jefe de guardia Carlos Díaz. Del total de pacientes atendidos, 24 llegaron al hospital por los accidentes causados por el uso de pirotecnia, tres por accidentes con corchos al destapar botellas, un herido por un arma blanca y otros tres por distintos tipos de causas.

El año pasado, se atendieron 33 pacientes. Sin embargo, a diferencia del año anterior, en el que no hubo casos quirúrgicos, ayer cuatro casos requirieron cirugías en el Santa Lucía: dos por pirotecnia, uno por heridas de arma blanca y otro herido a causa de un botellazo, pero ninguno presentaba gravedad.

En el Instituto del Quemado alrededor de 30 pacientes fueron atendidos por accidentes de pirotecnia y 15 de ellos eran menores de 14 años, explicó el jefe de urgencias Escobar. El año pasado, fueron 15 los pacientes atendidos.

El caso más grave fue el de Bryan, el niño de 10 años que ayer celebraba la Navidad en compañía de su familia, en la localidad de Tristán Suárez, hasta que fue herido por una suerte de cohete que amigos encendieron, y que, en vez de salir disparado hacia arriba, se desvió y terminó incrustado en el muslo de su pierna izquierda. Ayer, el chico permanecía internado en la sala de cuidados intermedios en espera de una cirugía plástica reparadora.

Juegos peligrosos

En el Instituto del Quemado, otros tres menores llegaron con heridas cortantes en las manos y en la nuca, tras caerles una botella con pirotecnia desde un edificio.

"Los padres deberían recordar que está prohibida la manipulación de pólvora a menores de edad y que para asegurar unas felices Fiestas el mejor método es no usar pirotecnia", insistió Carlos Díaz, jefe de guardia del Santa Lucía.

Por otra parte, otras 37 personas fueron asistidas en el hospital oftalmológico Pedro Lagleyze, 31 de ellos, menores. Todos fueron heridos a causa de accidentes por pirotecnia.

Según explicó Mongiat, dos pacientes requirieron cirugía por estallido del globo ocular y hasta ayer permanecían internados por tener gravemente comprometida la visión. El número de pacientes asistidos fue mayor respecto del año pasado.

En la provincia de Buenos Aires, el hospital Eva Perón, del partido de San Martín, recibió dos heridos por pirotecnia y un tercero por el impacto de un corcho. Además, por heridas de arma blanca se atendieron tres pacientes y otros tres por heridas de arma de fuego.

En el hospital Rodolfo Rossi, de La Plata, doce personas fueron asistidas: cuatro por impactos de corchos, uno por traumatismos por golpes y siete por pirotecnia.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.