"No dudo de mi hija", dijo la madre de la joven que estuvo desaparecida en Boedo

Claudia Barrientos señaló que Federica aún "no habló mucho" sobre lo que le sucedió cuando desapareció hace una semana; afirmó que todavía no retomó su vida normal y defendió la convocatoria lanzada para buscarla
(0)
8 de diciembre de 2009  • 11:35

A una semana de la aparición de Federica, la adolescente que había desaparecido de su casa de Boedo durante dos días, aún no se esclareció cual fue el motivo de su ausencia.

"Ella no habló mucho. Lo único que dijo es que estuvo en un departamento con un chico y una señora, que se hizo pasar por la mamá de este chico", dijo a radio Continental la madre de la joven, Claudia Barrientos, y agregó que estas personas "le dieron de tomar algo y después la empezaron a retar y la glopearon".

La mujer negó que pudiera tratarse de una fantasía de su hija ni que ella haya querido escaparse voluntariamente.

"[Los psicólogos] dijeron que le tenemos que dar tiempo. Todavía no retomó su vida normal. Está triste y angustiada", dijo Barrientos.

Respecto a el adolescente que habría estado con su hija durante su desaparición, Feredica dijo a su madre que era un conocido de ella que su familia no conocía.

Federica había desaparecido el 29 del noviembre pasado, luego de ser vista por última vez en la puerta de su vivienda, en Inclán al 4200, entre Muñiz y avenida La Plata, en Boedo.

Durante la misteriosa desaparición se realizaron varias protestas callejeras en el barrio.

Tras 45 horas de incertidumbre, la chica fue vista por dos vecinas que se cruzaron con ella cuando retornaba a su casa. "Dijo que no se acordaba de nada y no sabía que la estaban buscando", había afirmado una de las muchachas que la halló.

La madre de Federica defendió hoy el accionar que se organizó ante su desaparición. "Cuando la policía me pide que espere 48 horas, no dudé en hacer lo que hice porque no dudo de mi hija".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.