No más plástico, ahora la bolsa de las compras es un objeto fashion