Prisión perpetua para un homicida