Reclaman la reforma política

Los candidatos a jefe de gobierno local piden un debate En general, aprueban la nueva fecha de elecciones para la ciudad Macri se mostró irónico y Caram exigió seriedad Especulaciones ante una coincidencia de fechas
Alejandra Rey
(0)
7 de mayo de 2003  

Lo primero que hicieron los candidatos a jefe de gobierno porteño, luego de escuchar la nueva fecha de las elecciones porteñas de boca del actual mandatario local Aníbal Ibarra, fue reclamar una reforma política. Es que, si de análisis políticos se trata, a todos -incluido el jefe de gobierno- les conviene que las elecciones sean el 24 de agosto y no el mes próximo, como había decretado Ibarra.

  • Cristian Caram, candidato de la UCR, dijo que pedirá en la próxima sesión de la Legislatura (aunque en ese recinto toda fecha resulta incierta) una reforma política que incluya la eliminación de las listas sábana. "Esperemos -dijo- que esta vez el Frente Grande se digne a votar, cosa que no hizo en su momento."
  • Lo que no dice el legislador radical es que la guerra de guerrillas que está sosteniendo sordamente con Ibarra ya se cobró cuatro cargos políticos: dos por cada uno. Y no se descarta que de acá a las elecciones existan más encontronazos.

  • Rafael Bielsa, titular de Gesta, afirmó: "Es hora de que la fecha de las elecciones responda a las necesidades de los vecinos y no a las ventajas electoralistas de Macri e Ibarra". Y siguió: "Esta nueva fecha me parece razonable, pero no podemos seguir atados a mezquinos intereses electoralistas".
  • Gustavo Beliz, candidato por Nueva Dirigencia, convocó al resto de los aspirantes a que, en lugar de anunciar por enésima vez la necesidad de la reforma electoral con bombos y platillos, presten el consentimiento legislativo para que se haga". Y abundó: "Exhortamos a la responsabilidad y el juego limpio a todos los actores políticos del distrito, sobre la base a acciones concretas".
  • A solas con la ciudad

  • Patricia Bullrich, candidata por el partido Unión para Recrear Buenos Aires, dijo que la fecha le parece bien "porque va a permitir que haya un debate a solas con la ciudad". Y anunció que su agrupación también va a pedir la reforma electoral.
  • Mauricio Macri, del partido Compromiso para el cambio, fue breve y hasta irónico en sus declaraciones: "Por suerte, tenemos elecciones. Y vamos a ir a las urnas con una enorme ilusión".
  • Su vocero, Juan Pablo Schiavi fue un poco más lejos: "Esperemos que esta vez Ibarra no pierda ningún papelito y que los comicios se hagan. Hay una sola cosa que nos hace ruido y es que un posible ballottage aparentemente coincidiría con las elecciones de la provincia de Buenos Aires. Y eso no es casual".

    La misteriosa referencia es decodificable, y se refiere a un supuesto acuerdo entre el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Felipe Solá, y Aníbal Ibarra para formar una nueva corriente "progresista y generacional".

    Cuentan algunas fuentes que la primera reunión entre ambos mandatarios ocurrió un día antes del cierre de listas para las elecciones locales y que sus delegados, Daniel Filmus y Julio Balbi, respectivamente, volvieron a verse en la cancha de San Lorenzo, hace dos semanas, cuando los "cuervos" ganaron a Racing, por 3 a 1, lugar donde habrían hablado del futuro trabajo en conjunto.

    Pero fuentes ibarristas minimizaron el encuentro y explicaron que se trató de una coincidencia en el palco y que Ibarra "no firmó nada". Sin embargo, no son pocos los que prenuncian una futura alianza entre ambos.

    ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Sociedad

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.