Remo, un nuevo recreo para porteños que trabajan cerca del río