Se divorció de un español y volvió al país, pero la Justicia determinó que la hija viva en España