Temen que un joven haya sido secuestrado

Ya estuvo cautivo y está desaparecido
(0)
25 de febrero de 2004  

LA PLATA.- El paradero desconocido de un joven en la ciudad bonaerense de Quilmes reavivó en su familia el temor sobre la posibilidad de que pueda haber sido víctima de un secuestro: el muchacho, recuerdan sus parientes, hace casi un año ya había permanecido cautivo durante cinco días y fue liberado por sus captores tras el pago de un rescate.

Por ese motivo, los padres de Andrés Castro, de 19 años, denunciaron que anteayer a la mañana su hijo habría sido secuestrado cuando se dirigía a su lugar de trabajo, en jurisdicción de Quilmes Oeste, en el sur del conurbano bonaerense.

Fuentes policiales consultadas por LA NACION señalaron anoche que "hasta el momento no hay indicios que indiquen que se pueda estar en presencia de un secuestro".

Rastrillajes

Al respecto, se indicó que, "como consecuencia de esa situación, por ahora la causa está caratulada como averiguación de paradero".

De todas maneras, la Unidad Funcional de Investigaciones N° 10 de Quilmes -a cargo del fiscal Gustavo Farina- ordenó una serie de operativos de rastrillaje con el objetivo de localizar al adolescente.

Asimismo, en el hecho tomó intervención el juzgado de menores N° 2, de turno en ese mismo departamento judicial.

El temor de la familia obedece al hecho de que el joven ya había sido secuestrado en marzo del año último. En esa oportunidad fue liberado por sus captores cinco días más tarde, después de que fueron pagados 3000 pesos en concepto de rescate por su liberación.

Sobre la base de ese antecedente, los padres de Castro presentaron la denuncia, además de haberlo hecho ante la Justicia, ante la comisaría 9a. de Quilmes.

La incertidumbre se reavivó a partir del momento en que recibieron una llamada telefónica por parte de los empleadores del joven, para advertirles que no se había hecho presente en su puesto laboral, a pesar de que -tal como consta en la denuncia- Andrés partió de su domicilio rumbo a su oficina.

No obstante, y a pesar del temor de sus padres sobre la alternativa de que su hijo haya sido víctima de un nuevo secuestro, las fuentes consultadas revelaron que hasta anoche no se había recibido ninguna comunicación por parte de los supuestos captores para, eventualmente, reclamar dinero a cambio de su liberación.

Desapareció una chica

(Télam).- La desaparición de una chica de 13 años, que lleva ocho días ausente de su hogar, originó una investigación judicial contra el personal de la comisaría de la zona de Berisso, que notificó el caso casi una semana después al fiscal en turno de La Plata, informaron fuentes judiciales.

Se trata de Marcela Antonella, que desapareció el 16 de este mes cuando dejó su casa en el barrio Villa Argrello para dirigirse a un colegio de La Plata, donde cursa estudios.

A pesar de que los padres formularon de inmediato la denuncia en la comisaría, los responsables de esa dependencia sólo pusieron el caso en conocimiento del fiscal Carlos Gómez una semana después.

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.