Un colectivero fue apuñalado 7 veces por un pasajero que no podía viajar porque no tenía saldo en la SUBE