Un fallo beneficia a un juez

(0)
23 de mayo de 2003  

El Jurado de Enjuiciamiento declaró por mayoría la nulidad parcial de dos de las acusaciones que pesaban contra el suspendido juez de instrucción Roberto Murature, aunque dejó vigente la imputación de posible mal desempeño de sus funciones.

El tribunal que se encarga de decidir si se debe destituir al magistrado entendió que no hay evidencias para sostener las acusaciones por presunta comisión de delito y mala conducta que le había realizado el Consejo de la Magistratura.

Murature está procesado por decisión del juez Marcelo Albero acusado de actuar en connivencia con un abogado de su conocimiento para beneficiarlo con sus fallos a cambio de recibir gratis sus servicios jurídicos.

Sin embargo, el Jurado de Enjuiciamiento entendió que no hay evidencias para sostener el posible cohecho por el que está procesado el magistrado. "No se advierten argumentos que den sustento al pedido de remoción por mala conducta en forma independiente de la causal por mal desempeño", omisión ésta que "vulnera el principio de congruencia, aspecto esencial de la defensa en juicio", dijeron los jurados.

En cuanto a la posible comisión de delito, los jurados señalaron que "claramente no configura ni la causal del delito en el ejercicio de sus funciones ni la de crímenes comunes", por lo que "no hay argumentos en los considerandos que sustenten dicha imputación de modo de poder ser ejercida la defensa técnica".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.