Un fotógrafo sorprende a una familia de canguros en una dolorosa situación