Una cafetería publicó un aviso para devolver una propina de 500 pesos