MUNDO

Holanda debate si su futuro monarca puede casarse con alguien del mismo sexo

En diciembre se publicará el libro “Amalia, el deber llama”, que fue escrito en base a conversaciones privadas en las que Catalina Amalia, la joven de 17 años heredera del trono a los Países Bajos, reveló detalles de su vida, sus pasiones y la expectativas sobre su rol como monarca.

El libro fue escrito por Claudia de Breij y “tiene como objetivo presentar a los lectores a la futura heredera al trono”. En él, se argumenta que las leyes antiguas parecen excluir la posibilidad de que una pareja del mismo sexo ocupe el trono. Sin embargo, el matrimonio homosexual es legal en Países Bajos desde 2001.

Frente a esta inquietud que se generó, el primer ministro del país, Mark Rutte, dijo que la princesa, hija de Máxima Zorreguieta y heredera del rey Guillermo Alejandro, puede casarse con una persona del género que desee sin perder su derecho al trono.

“El gabinete no considera que un heredero al trono o el rey deba abdicar si él/ella quiere casarse con una pareja del mismo sexo”, afirmó Rutte. Sin embargo, los matrimonios reales necesitan la aprobación del Parlamento.

En algunos casos, los miembros de la casa real renunciaron a su lugar en la línea de sucesión ya sea para casarse con alguien sin permiso o porque parecía improbable que el Parlamento les diera la aprobación.

Además, Rutte dijo que todavía “no tiene sentido intentar decidir” ahora cómo un matrimonio homosexual afectaría la sucesión posterior de los hijos de la pareja real. “Es muy dependiente de los hechos y circunstancias del caso específico, y ver cómo el derecho de familia puede cambiar con el tiempo”, escribió.