Suscriptor digital

El escritorio de trabajo a gusto de uno

Empezamos a personalizar la interfaz del 3D Studio MAX 3 . El formato de las vistas posibles. Cómo crear nuevas y volver a las prediseñadas.
(0)
21 de agosto de 2000  

La semana última, en la primera entrega de este tutorial, decíamos de las amplias posibilidades de personalización que brinda el programa. El aspecto de la interfaz es absolutamente cambiable, empezando por la cantidad de viewports (vistas), que es donde se ubicarán los objetos que creamos. Antes de alterar el aspecto que tiene la pantalla del 3D Studio MAX, tenemos que reconocer cuáles son sus elementos constituyentes.

En la parte superior encontramos la barra de menús, de aspecto similar a cualquier aplicación , aunque porsupuesto con las funciones particulares del programa.

Debajo de ella hay un conjunto de pestañas horizontales, la barra de herramientas, con comandos en algunos casos redundantes con relación a los que encontramos en el panel de comando. Si presionamos el botón derecho sobre cualquiera de las pestañas de la barra de herramientas, se abre un menú contextual que nos permite, entre otras funciones, hacerla flotante o que desaparezca del display.

A la derecha de las cuatro vistas que vienen por defecto -vista superior, frente, izquierda y una axonometría- se encuentran los paneles de comando, que administran las herramientas fundamentales de generación de objetos, modificación de ellos y animación, entre otras.

En la parte inferior, debajo de las cuatro vistas, hallamos una barra de estado, los controles de las animaciones y de los visores. Supongamos que no nos convence la distribución de los viewports y queremos cambiarla. Sabemos que existe la posibilidad, presionando la combinación de teclas Control + X que queden en pantalla sólo las vistas.

Si nos resulta más cómodo tener una, dos o tres vistas, en vez de las conocidas cuatro, se puede. Vayamos al menú Configurar - Customize , en inglés- y apretamos la opción Configuración de visores - Viewport Configuration - y la pestaña Formato ( Layout ). Aquí hay 14 opciones de viewports posibles. Al presionar con el botón izquierdo sobre cualquiera, se reproduce en la ventana inferior.

Pero aquí no termina, ya que podemos alterar incluso qué vista está en cada marco. Debemos cliquear una vez con el botón izquierdo o derecho en cualquiera de las ventanas grandes que están en la parte inferior. Esto servirá para seleccionar el objeto y abrir un menú popup. Seguidamente, con el botón derecho del mouse, aparecerá un menú popup. En éste se encuentran todas las alternativas posibles. Pero supongamos que todo lo que hicimos hasta el momento no nos gusta podemos volver a la configuración original presionando la opción Load Custom UI , del menú Configurar . Al abrirse el cuadro, elegimos el archivo defaultui.cui y se cargará el aspecto original.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?