El SMS sigue perdiendo terreno frente a los mensajeros móviles

El servicio de mensajería Whatsapp confirmó que sus usuarios envían 18.000 millones de mensajes al día, igualando el volumen de mensajes de texto que se envían a diario en todo el mundo
Ricardo Sametband
(0)
23 de enero de 2014  • 01:49

A principios de esta semana, Whatsapp confirmó que tiene 430 millones de usuarios activos , que envían unos 18 mil millones de mensajes al día. Un mes antes tenía 400 millones de usuarios , lo que marca el fuerte ritmo de crecimiento que mantiene, aun con servicios como Line o Viber ganando adeptos .

Lo interesante del caso es que ese número es similar a la cantidad de SMS que se envían por día. Ya en 2012 el volumen de mensajes enviados por las redes de los mensajeros instantáneos móviles superó al de los SMS.

En 2012 se enviaron 17.600 millones de SMS contra 19.000 millones de mensajes de chat; pero ese cálculo de la firma Informa (publicado en abril del año pasado) sumaba varias plataformas, no una sola . Para 2013 Ovum calcula que fueron 27.500 millones, y que crecerán a 71.500 millones de mensajes de chat este año.

Whatsapp es la única compañía que brinda con frecuencia esta clase de datos, así que no es sencillo saber qué número de mensajes se intercambian en las otras plataformas, aunque no hay razón para pensar que no ven un ritmo similar (Line y WeChat rondan ambas los 300 millones de usuarios activos).

Lo que sí es interesante es que a diferencia de sus competidores directos (Line, Viber, etcétera) sigue siendo, como BlackBerry Messenger, un mensajero instantáneo y nada más: no gana dinero con avisos publicitarios , ni con stickers para las conversaciones o integrando una plataforma de videojuegos (pero, no está de más recordarlo, no es gratis ).

Que una sola compañía ( que tiene, en la Argentina, la aplicación más popular para celulares ) logre igualar el volumen mundial de mensajes de texto es impresionante, aunque la responsabilidad de que los SMS no sigan siendo los reyes de la comunicación móvil (más allá de que para mucha gente sigan siendo vitales) la tienen las operadoras de todo el mundo: el servicio de mensajes de texto está intacto desde que se envió el primer SMS hace ya 21 años . Sí, el MMS podría haber cambiado eso parcialmente, con su promesa multimedia, pero no lo logró; el alto costo de la mensajería tradicional no compite con el de los nuevos servicios de chat (que incluso son gratis si se usa Wi-Fi); recién ahora estamos viendo paquetes de SMS que los transforman en un servicio casi ilimitado.

No está todo dicho, sin embargo; es un mercado que todavía no está estable, que sigue creciendo, que admite múltiples instancias (mando menos SMS y uso poco Skype o Viber, pero esto no impide que convivan con Whatsapp, Line o el BlackBerry Messenger) y en donde varias compañías están apostando bastante.

Gigantes como Google, Samsung, Facebook o Microsoft que quieren integrar sus mensajeros al SMS para, de algún modo, hacerlo desaparecer, o al menos esconderlo para privilegiar su propia herramienta; o compañías como Whatsapp, BBM, Line, Viber, KakaoTalk y otros, que quieren ser una plataforma universal de comunicación (en muchos casos, sumando la posibilidad de hacer videollamadas, etcétera).

El SMS no morirá -no tiene por qué hacerlo; sigue siendo útil para múltiples funciones- pero la falta de interés por Joyn, el mensajero abierto que propusieron las operadoras en 2012 , hacen pensar que sus mejores días han pasado.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.