Para pasar de nivel, y de grado

Jugando y aprendiendo con Sócrates, de PC3 Programs, destinado a los chicos
(0)
12 de mayo de 2003  

Nene, ¿siempre prendido a la computadora? ¿Cuándo vas a estudiar? Este reclamo del folklore paterno y materno es un enunciado universal desde que se generó la pasión por las computadoras.

Pero, ¿qué pasa si con un juego es posible divertirse y, a la vez, repasar conceptos de inglés, lengua y matemáticas?

Esto es posible con uno de los últimos lanzamientos de la empresa local PC3 Programs, Jugando y aprendiendo con Sócrates , que propone un buen número de ejercicios en la forma de entretenimiento de destreza que permitirán acceder a preguntas de las tres materias mencionadas.

Destinado al público infantil de entre 7 y 11 años, en realidad el CD-ROM instala tres juegos diferentes que se ejecutan independientemente el uno del otro.

Con una estructura similar, en cada uno el personaje principal deberá ir reuniendo diversos objetos que le darán puntos para pasar de nivel.

Simultáneamente, habrá que sortear los peligros que acechan a cada paso, en la forma de duendes y gnomos irlandeses, medusas, tiburones, chanchos voladores y otros seres antipáticos.

Sócrates tiene tres grados de dificultad, relacionados con la velocidad de reflejos y la facilidad de los ejercicios escolares.

En lengua se deberán hallar antónimos, sinónimos y significados de palabras.

Cuando se pasa a inglés, habrá que reconocer vocablos en ese idioma, conjugar verbos en varios tiempos y decir la categoría de la palabra.

El área dedicada a matemáticas cubre las cuatro operaciones básicas con ejercicios que tienen multiple choice.

El programa cumple sus objetivos didácticos y es visualmente atractivo, con mucho de gráfica similar a la de los dibujos animados.

Ficha técnica

Título: Jugando y aprendiendo con Sócrates

Público: de 7 a 11 años

Requerimientos: Windows 98/Me/XP, Pentium a 166 MHz, 32 MB de memoria RAM, tarjeta de video de 2 MB

Precio: 24,90 pesos

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.