Quiénes son los chicos salteños que viajarán al Mundial de Robótica en Australia

Los jóvenes participarán con su proyecto en la categoría Rescate, donde se simulan diversas situaciones que el robot deberá superar para completar una misión de asistencia
Los jóvenes participarán con su proyecto en la categoría Rescate, donde se simulan diversas situaciones que el robot deberá superar para completar una misión de asistencia
Sebastián Davidovsky
(0)
28 de mayo de 2019  • 00:30

En julio viajarán a Sydney, Australia, para competir por primera vez de un Mundial de Robótica. Serán en total cuatro chicos salteños, ganadores del certamen nacional, y dos docentes, los que representarán al país en la competencia educativa. Para ello, se estuvieron moviendo con diferentes organismos, algunos oficiales, y colaboraciones para poder cubrir los gastos. Ya están listos. El equipo de cuatro estudiantes secundarios salteños ganó la competencia en la categoría "Rescate" en noviembre de 2018 y participarán en la división junior de la RoboCup 2019.

Elías Lamas es el más joven del equipo. Tiene 14 años. Es oriundo de Iruya, donde pasó toda su infancia. "Todavía voy todos los veranos. Ahí empecé con esto. Me gustaba construir cosas con diferentes cosas que encontraba mi padre: lo primero que recuerdo que me inventó fue una lanza de pala. En el jardín nos enseñaban computación y armado de circuitos. Empezamos a armar un circuito en una casa de cartón, y le poníamos las luces de led. Ahí fue cuando me di cuenta que me gustaba mucho la construcción", revela Lamas, quien por primera vez saldrá del país.

La RoboCup tiene diversas categorías, donde jóvenes de todo el mundo compiten para resolver diversos desafíos con proyectos robóticos a escala
La RoboCup tiene diversas categorías, donde jóvenes de todo el mundo compiten para resolver diversos desafíos con proyectos robóticos a escala

En la competencia programaron un robot que podía socorrer a víctimas ante catástrofes. Claro, todo se hacía en escala: en realidad el androide mide 25 por 25 centímetros y las "personas" eran pelotitas de telgopor. Podía saltear los obstáculos que iban apareciendo y podían "salvar" a los damnificados. Ahora, junto a Elías, viajarán a Sydney José Manuel Gorjón, de 15, Joaquín Daniel Argañaraz Fernández, de 13 y Nicolás Muñoz, de 16. Todos son alumnos del Instituto de Innovación y Tecnología Aplicada (IITA), donde toman clases de robótica educativa. Irán junto a los docentes Cecilia Budeguer y Gustavo Viollaz. El robot lleva sensores (de ultrasonido, de color, de movimiento, entre otros), motor y lo trabajaron con un kit educativo Lego.

Muñoz es el más grande. Asegura que será el traductor de varios en el encuentro, donde convivirán con chicos de todo el mundo. "Tenemos muchas ganas y vamos a estar bastante bien. Estamos con expectativas altas. Queremos conocer a los otros equipos, y lo mejor de todo es que no sabemos con qué sorpresas van a aparecer. Siempre hay algo nuevo. Estamos emocionados por eso. Lo más importante es que vamos a ir a aprender", cuenta.

La RoboCup es una competencia itinerante que se lleva a cabo en diferentes ciudades del mundo, y donde el futbol con robots suele acaparar la atención de los asistentes
La RoboCup es una competencia itinerante que se lleva a cabo en diferentes ciudades del mundo, y donde el futbol con robots suele acaparar la atención de los asistentes

Elías va con la misma expectativa: "Va a ser una experiencia muy linda. Que podamos conocer nuevos proyectos de robótica es lo que mas espero y van a haber muchas potencias mundiales. Nosotros quizás no estamos tan avanzados, pero justamente esto va a servir para conocer más y desarrollarnos en robótica", asegura.

Como parte de la preparación, los chicos tienen que pensar en situaciones hipotéticas que pueden ser planteadas durante la competencia. Para eso, hay que ajustar el software del robot y también, por supuesto, el hardware. "Estamos bastante bien, estamos más sólidos", anticipa Nicolás, el mayor del equipo. "Tenemos todo el equipo bien consolidado", cree. La unión justamente fue una de las claves para el triunfo a nivel nacional. "Cuando ganamos quizás fue inesperado pero tuvimos un muy buen trabajo en equipo: siempre fuimos muy unidos en el trabajo del robot. Cada uno cumplia con su parte. Interactuábamos mucho entre todos, y siempre hablamos muy bien del otro, ya nos entendemos perfecto cuando vamos a armar el robot", sentencia Elías.

El financiamiento, un problema solucionado

Elías Lamas, José Manuel Gorjón, Joaquín Daniel Argañaraz Fernández y Nicolás Muñoz posan con el robot que desarrollaron en el Instituto de Innovación y Tecnología Aplicada, basado en el kit educativo Lego
Elías Lamas, José Manuel Gorjón, Joaquín Daniel Argañaraz Fernández y Nicolás Muñoz posan con el robot que desarrollaron en el Instituto de Innovación y Tecnología Aplicada, basado en el kit educativo Lego

Para viajar al certamen, que se desarrollará entre el 2 y el 5 de julio los chicos necesitaban alrededor de 150 mil pesos cada uno para poder ir. Finalmente, consiguieron el aporte de distintas fuentes: pese a una negativa inicial del ministerio de Educación, finalmente obtuvieron ayuda del gobierno nacional, además de otras ayudas locales, como el gobierno provincial y la intendencia. Y obtuvieron aportes de parte de FM Profesional, Andes Líneas Aéreas, los senadores Esteban Bullrich, Rodolfo Urtubey y Cristina Fiore, el diputado Martín Grande, la Bodega Vasija Secreta, la minera Australiana Galaxy Lithium y Sancor Seguros, además de algunos particulares.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.