Capilla del Señor, de alto vuelo

Las estancias y comedores de campo son el plato fuerte de esta escapada
(0)
21 de diciembre de 2001  

Zambullirse como José Meolans pero junto a una arboleda de sombra centenaria o cabalgar en dirección contraria a los problemas bancarios no sólo es lo aconsejable, sino justificado consuelo. El placer de nadar se acrecienta aún más al trepar a la canastilla de un globo de aire caliente.

Esa audacia sigilosa -a 120 pesos por pasajero aeronauta- sobrevuela el cavado curso de la Cañada de la Cruz, cerca del campo de la infortunada batalla del 28 de junio de 1820 en que los federales batieron a los porteños. En aquellos tiempos los cronistas viajeros destacaban lo cristalino de las aguas del arroyo De la Cruz. Alexander Gilliespe, oficial inglés, jefe de prisioneros de la primera invasión inglesa, anotó el 14 de octubre de 1806, siendo él, en ese caso, prisionero en tránsito: "Allí hay una capillita dedicada a la Virgen, un río abundante de pescado pasa cercaÉ" Para ir en demanda de tanto relax en medio de una comarca con historia, se suma un gasto de entre 18 y 30 pesos por un día de campo con comida abundante -bebidas aparte- por persona, servida en cada caso no lejos de la pileta tentadora. La jornada se puede complementar con otras actividades deportivas o de a caballo, a disposición en cada una de tres ofertas para considerar en Capilla del Señor.

Los Viejos Ombúes

Un par de fines de semana atrás, por ejemplo, quienes eligieron pasar el fin de semana en Los Viejos Ombúes coincidieron con las coloridas e inflamadas formas de una decena de globos que compitieron en XI Campeonato Nacional de Aerostática.

Es un restaurante de campo con casco sólido, buena pileta -otra para chicos- y una cancha de tenis, además de vestuarios, edificio parrillero, añosa arboleda, y tres dormies dobles.

Pasar el día de campo con almuerzo (bebidas aparte) merienda, piscina y tenis cuesta 25 pesos (13 los menores) y los hospedados por todo el fin de semana desde el desayuno del sábado hasta la merienda del domingo, pagan 90 pesos, también con el uso de todas las instalaciones (reservas al 02323-492336 y 491920, e información en www.losviejosombues.com.ar ). La anfitriona, Paola Cándido, dispone de un parrillero atento a los carnívoros de siempre, pero ella diseñó un menú donde suele ofrecer la alternativa de una codiciada pechuga rellena, un pollo con salsa de champiñones o lomo de la casa.

Con la reserva se puede concretar el horario de un paseo en globo a razón de 120 pesos. Cabalgar cuesta 5 pesos la media hora.

También se brindan clases de equitación (20 pesos la hora) y Danielita Papouchada comanda cursos de iniciación en el polo por igual tarifa.

Encantado por el paseo

En la posada de campo y restaurante La Encantada, también en Capilla, se brinda el servicio de vuelo en globo. Recibe Marcela Grinberg en un casco antiguo y reciclado que fue de la firma ganadera Lanusse frente a un monte más que centenario de eucaliptos. A su sombra la dueña de casa suele propiciar los Conciertos al Atardecer, que cuestan 8 pesos incluido un té con buena torta.

Allí los días de campo pueden coincidir con ese agregado musical a 30 pesos, con almuerzo, merienda, piscina y paseos a caballo. El hospedaje de pensión completa por el fin de semana cuesta 120 pesos con reservas al 02323-492063 y en laencantada@webnet.com.ar a donde también se hacen requerimientos anticipados para vuelos en globo. Otros servicios: cabalgatas guiadas a 15 pesos por jinete y para los buscadores de relax completo, masajes a 15 pesos.

Rinconcito es también un comedor de campo (reservas anticipadas al 4750-9240 y los fines de semana al 15-4437-3734) con un añejo parque atribuido a Carlos Tahys, sobre la ruta 39 y casi al llegar a Capilla. Tiene piscina -otra para chicos-, cancha de tenis, de fútbol 5, frontón y bochas. Por 18 pesos se pasa el día, se almuerza empanada y parrillada (no incluye bebidas), se usan las instalaciones y se alquilan caballos tarifados aparte.

Cómo llegar

En automóvil se toma el Acceso Norte y ramal Pilar de Panamericana (peaje a 1,70 peso) para continuar por ruta nacional 8 hasta transponer el cruce con la ruta provincial 6 y más adelante tomar por el desvío -a la derecha- de ruta 39. Son 13 kilómetros hasta la entrada de Capilla del Señor. Poco antes de llegar se avista la entrada de Rinconcito. Los Viejos Ombúes está en la prolongación de la calle Casco, y La Encantada tiene tranquera apenas se sale de Capilla por el camino a Diego Gaynor. Las estancias ofrecen servicios de combi.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.