San Nicolás pasea por la historia

Museo, teatro y hotel, iconos del recorrido
(0)
29 de febrero de 2004  

SAN NICOLAS.-- A sólo 240 kilómetros de la Capital Federal, San Nicolás no es sólo un pilar de la fe religiosa. Sobre la margen derecha del río Paraná, esta ciudad es famosa por congregar a los fieles alrededor del Santuario de la Virgen, pero también guarda muchas historias dignas de conocer.

La costanera es un buen paseo, pero los pasos obligados invitan a ubicarse en la historia nacional y dirigirse hacia la Casa del Acuerdo, donde el general Justo José de Urquiza firmó el pacto con las provincias en mayo de 1852, y que hoy es un museo que protege los documentos originales de ese acuerdo, la pluma con que se firmó y más de 60 mil volúmenes de historia argentina. La visita debe continuar en el Teatro Municipal Rafael de Aguilar, una réplica en miniatura del Teatro Colón, y el hotel Colonial, con la imponencia del estilo colonial clásico, frente al campo de golf.

El Teatro Municipal, inaugurado en 1908, con la función de gala de la Compañía Lírica Italiana, es una imponente esquina de envidiable arquitectura y 1370 metros cuadrados.

Un buen punto de partida

El hotel Colonial no es sólo un sitio para hospedarse. También es un símbolo arquitectónico e histórico de San Nicolás. Junto al campo golf de 18 hoyos, este hotel de 74 habitaciones fue construido en 1957, para luego cerrar por cinco años y reabrir en abril de 2001.

El hotel es un buen punto de partida para una caminata por sus 6 hectáreas parquizadas hasta llegar a la ribera del Paraná o del arroyo Ramallo, que circundan el lugar. Aunque si la opción es tomar el té o comer algo rico en el restaurante Los Nogales, la vista no se pierde y una enorme piscina puede reconfortar de cualquier cansancio.

El Colonial será anfitrión, del 3 al 6 de marzo próximos, de los congresos de la Expochacra, la exposición del sector agrícola más importante del país que se desarrollará al aire libre en Theobald, apenas a un kilómetro de San Nicolás.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.