Ir al contenido

a fondo

Sube la luz, el agua y el gasTodas las respuestas a las principales preguntas sobre los aumentos que anunció el Gobierno

Sofía Diamante

17 de agosto de 2022

El Gobierno finalmente brindó más detalles sobre el aumento de tarifas de gas y electricidad, y confirmó que los hogares que no se hayan anotado en la declaración jurada que se puso a disposición tendrán tres incrementos bimestrales a partir de septiembre. Para los beneficiarios de la tarifa social, no habrá subas de tarifas y tampoco tendrán topes de consumo, mientras que los usuarios de ingresos medios tendrán subsidios sobre un consumo establecido, pero lo perderán sobre el excedente. Con respecto al agua, el incremento para los usuarios de Aysa estará segmentado por ubicación geográfica.

x

1

¿Cuánto aumentan las tarifas de electricidad?

Las tarifas de electricidad tendrán distintos aumentos, que dependerán de la categoría segmentada en la cual haya ingresado el hogar, según su nivel de ingreso. Para los beneficiarios de tarifa social, por ejemplo, no habrá más subas y tampoco habrá un tope de consumo subsidiado.

Los hogares que no se anotaron en el formulario que se puso a disposición para pedir los subsidios o que no cumplieron los criterios establecidos para mantenerlos, por otro lado, tendrán tres aumentos bimestrales, que variarán según la provincia en la que se resida. La suba final de la tarifa sería en torno del 190%, según estimaciones privadas.

La Secretaría de Energía solo brindó ejemplos acerca de cuánto variará la factura sin impuestos (que representan alrededor de un 25% extra) luego del primer aumento de los tres para los usuarios que consuman 300 kwh por mes. Por ejemplo, en Santa Fe subirá de $3249 a $4053; en Salta, de $3624 a $4490; en Córdoba, de $3592 a $4411; en Entre Ríos, de $3213 a $4134; en Tucumán, de $3228 a $4070; en La Plata (Buenos Aires), de $2119 a $2980, y en el área metropolitana Buenos Aires (AMBA), de $1467 a $2285.

Finalmente, los usuarios con ingresos medios recibirán subsidios hasta un nivel de consumo de 400 kwh por mes; para aquellas localidades que no cuenten con gas natural por redes, el tope se incrementa a 550 kwh. Sobre el excedente de esos consumos, habrá incrementos en torno al 190%.

2

¿Cuánto suben las tarifas de gas?

Las tarifas de gas también tendrán distintos aumentos, que dependerán de la categoría segmentada en la cual haya ingresado el hogar, según su nivel de ingreso. Para los beneficiarios de tarifa social no habrá más subas de tarifas y tampoco habrá un tope de consumo.

Los hogares que no se anotaron en el formulario que se puso a disposición para pedir los subsidios o que no cumplieron los criterios establecidos para mantenerlos, por otro lado, tendrán tres aumentos bimestrales. La suba final de la tarifa sería en torno al 85%, según estimaciones privadas. Por ejemplo, un usuario residencial de Metrogas con un consumo promedio de 711 m3 anuales tendría una variación en su tarifa que pasará de $1671 a $3089, según proyecciones de la consultora Economía & Energía.

Finalmente, los usuarios con ingresos medios recibirán subsidios hasta un nivel de consumo que dependerá de la provincia en donde resida. Para los usuarios del AMBA, por ejemplo, el tope máximo será en torno de los 97 m3 por mes.

3

¿Cuánto se incrementa el servicio de agua?

En primer lugar, todos los usuarios de Aysa tendrán un aumento de tarifa de 10% a partir del consumo de octubre. Luego, a partir de noviembre, se aplicarán los incrementos segmentados por lugar de residencia (georreferenciación). Para aquellos hogares que residan en una zona considerada de ingresos altos (como el corredor norte de la Ciudad de Buenos Aires), habrá aumentos de 172,5% a partir del consumo de noviembre y perderán definitivamente los subsidios. Por ejemplo, si hoy pagan una tarifa promedio de $770, a partir de noviembre pasará a costar $2099.

Para los usuarios que residen en zonas consideradas de ingresos medios (el centro de la Ciudad), el incremento será también de 170%, pero de manera escalonada a través de tres actualizaciones. En concreto, una factura promedio que hoy cuesta $685, pasará a valer $754 en octubre (suba del 10%); $1130 en noviembre; $1507 en enero, y $1883 en marzo.

Para los usuarios que viven en zonas de ingresos medios bajos (el sur de la Ciudad de Buenos Aires y la mayor parte del Conurbano), los aumentos serán de 120%. Por ejemplo, una factura promedio que hoy cuesta $680, pasará a valer $707 en octubre (suba del 10%); $971 en noviembre; $1225 en enero, y $1501 en marzo. Luego, mantendrá un subsidio de 15%.

Finalmente, para los usuarios que reciben tarifa social, no habrá más aumentos adicionales al 10% de octubre.

foto AML

4

¿Cómo es la segmentación?

La segmentación de tarifas es por nivel de ingresos, por consumo y por región geográfica. Según los criterios que estableció el Gobierno, perderán los subsidios aquellos usuarios que cumplan con alguno de estos criterios:

Tener ingresos mensuales netos de todos los integrantes del hogar superiores a 3,5 canastas básicas totales ($364.758,80 a julio); para los usuarios de la Patagonia, el ingreso establecido es mayor, $445.004,93 (porque se considera que el costo de vida es superior).
Tener tres o más inmuebles registrados.
Tener tres o más vehículos con antigüedad menor a los cinco años.
Tener aviones o embarcaciones de lujo, según la tipología aplicable por la AFIP.
Ser titulares de activos societarios que exterioricen capacidad económica plena.

Los usuarios que no cumplen con esos criterios y, por lo tanto, mantendrán los subsidios, tendrán un tope de consumo de gas y electricidad subsidiado y pagarán la tarifa plena sobre el excedente, que variará, a su vez, según la región del país. En gas, para los residentes de AMBA, el tope será 97 m3 por mes, mientras que para electricidad, se subsidiará hasta un consumo de 400 kwh por mes.

5

¿Suben las tarifas para los comercios?

Sí, los comercios también tendrán aumentos de tarifas de electricidad. En la actualidad, pagan alrededor de un 31% de lo que cuesta la generación eléctrica. El Gobierno no precisó de cuánto será el incremento, pero tendrá el mismo tratamiento que un hogar residencial que pierde los subsidios. Es decir, habrá tres aumentos bimestrales hasta que paguen la tarifa plena. La Secretaría de Energía todavía está evaluando cómo excluir a los clubes de barrio y otras entidades de bien público (ONG, comedores, centros asistenciales). Las industrias, por su parte, no reciben subsidios y pagan el costo total de la energía.En gas, los comercios no perderán los subsidios, según indicó el subsecretario de Hidrocarburos, Federico Bernal.

6

¿Qué pasa con las tarifas que reflejan los consumos comunitarios (consorcios)?

La Secretaría de Energía no dio precisiones al respecto; solo se refirió de manera genérica a que, como los consumos comunitarios suelen figurar al nombre de una persona jurídica y no de un usuario residencial, deberán tener el mismo tratamiento que un comercio. Se espera que el Gobierno dé más información en los próximos días.

Para los consumos comunitarios del servicio de agua, el incremento dependerá de la zona geográfica en la que se encuentre la vivienda.

7

¿Cuánto es el tope de consumo de gas y electricidad subsidiado?

El tope subsidiado para el consumo de electricidad es de 400 kwh por mes, mientras que para aquellas localidades que no cuenten con gas natural por redes, el máximo se incrementa a 550 kwh.

En gas, el tope subsidiado dependerá de la zona geográfica en la que viva el usuario. En el AMBA, el usuario promedio tendrá un consumo máximo subsidiado de 97 m3 por mes.

En agua, por su parte, no habrá topes de consumo subsidiados; todos los usuarios que no son beneficiarios de tarifa social perderán los subsidios.

8

¿Se puede pedir todavía el subsidio a los servicios de gas y electricidad?

Sí, el formulario para pedir el subsidio está vigente en la página del Gobierno. Además, se podrá modificar la declaración jurada ya completada. Fuentes oficiales indicaron que los cambios realizados impactarán en las tarifas en promedio a los 60 días, pero dependerá del nivel de modernización de los sistemas de las distribuidoras (las empresas Edenor, Edesur, Metrogas, Naturgy, entre otras).

9

¿En qué barrios del AMBA se pagará más por el agua?

Los barrios privados y el corredor norte de la ciudad y provincia de Buenos Aires perderán los subsidios de manera automática a partir de noviembre, lo que impactará en un aumento final de las tarifas en torno al 150%. Los barrios alcanzados serán, entre otros, Puerto Madero, Recoleta, Palermo, Belgrano, Nuñez, Vicente López, Olivos y San Isidro (ver mapa).

foto AML

10

¿Se puede pedir subsidio para el servicio de agua?

Para el servicio de agua no hay un formulario para pedir los subsidios todavía, pero Aysa habilitará la posibilidad en los próximos días a través del sitio del Ente Regulador de Agua y Saneamiento (ERAS). Al momento, los hogares solo pueden pedir ser beneficiarios de tarifa social en la página oficial de Aysa. Para ello, los hogares unipersonales deben tener un ingreso neto (ingreso menos gastos de salud y vivienda) inferior a dos jubilaciones mínimas, y se agrega un ingreso adicional equivalente a una jubilación mínima por cada integrante adicional del hogar.

11

¿Desde cuándo rigen los aumentos?

El primero de los tres aumentos de tarifas para el gas y la electricidad comienza a regir a partir del consumo del 31 de agosto (impacta en las boletas de fines de septiembre); el segundo, a partir del 31 de octubre, y el tercero, a partir del 31 de diciembre.

12

¿Qué pasa con los subsidios para los inquilinos?

Las personas que alquilan también deberán completar la declaración jurada si quieren mantener los subsidios, sin importar que el servicio no esté a su nombre, ya que hay una posibilidad en el formulario para que el número de medidor del consumo se asocie a quien verdaderamente lo utiliza. En este proceso, no se pide el contrato de alquiler. Cada usuario puede pedir los subsidios de gas y electricidad por una sola propiedad.

13

¿Si recibo tarifa social, me tengo que anotar en el formulario?

Sí, todos los usuarios de gas y electricidad deben completar la declaración jurada para mantener los subsidios, independientemente de si es beneficiario de tarifa social o no, porque corre el riesgo de que le quiten el subsidio y tenga que pagar el costo pleno de la energía.

14

¿Cuántos hogares perderán los subsidios de gas, agua y electricidad?

Según informó la Secretaría de Energía, en gas, 3,8 millones de hogares perderán el subsidio, ya que hay al menos 3,5 millones que no se anotaron en la declaración jurada. Esto representa a un 41% del total de usuarios (9,3 millones).

En electricidad, 4,5 millones dejarán de recibir subsidios (35% del total). En este caso, alrededor de 4 millones de hogares no se anotaron en la declaración jurada. Sin embargo, este número podría ser mayor, ya que el Gobierno no sabe con precisión cuántos usuarios totales de electricidad hay.

En agua, por su parte, 1,5 millones perderán los subsidios (el 41% del total). Alrededor de 500.000 usuarios los perderán de manera inmediata a partir de noviembre, mientras que 1 millón dejarán de tener los subsidios de manera gradual hasta que los perderán definitivamente en marzo próximo.

15

¿Cuánto es el ahorro fiscal para el Estado?

El ahorro fiscal que estima el ministro de Economía, Sergio Massa, con el aumento de tarifas de gas y electricidad para 2022 son $47.500 millones (0,06% del PBI), superior a los $15.000 millones que había proyectado el exministro Martín Guzmán. La diferencia radica en que Massa le sumó una nueva segmentación a la política tarifaria, al establecer un tope de consumo subsidiado para los hogares de ingresos medios. Para el año 2023, en tanto, el ahorro serían $455.000 millones (0,5% del PBI), según las estimaciones oficiales.

En agua, por su parte, Aysa espera ahorrar $2000 millones en lo que resta del año con el incremento de tarifas.

Conforme a los criterios de

Más información

Créditos

Compartí

Cargando banners ...