Ser celíaco en la pobreza: la dificultad de seguir la dieta

Los alimentos libres de gluten pueden ser hasta un 300% más caros
María Ayuso
(0)
5 de mayo de 2016  

Daiana Suárez tiene 18 años, es la mayor de cinco hermanos y vive en el campo, a una hora de las Termas de Río Hondo, en Santiago del Estero. Cuando tenía siete, sus padres se enteraron de que era celíaca.

Su mamá, Silvia, cuenta lo difícil que es para la familia comprar alimentos libres de gluten, los únicos que puede consumir Daiana: "Yo soy ama de casa y mi marido hace changas. Los alimentos para celíacos están muy caros. Hace varios días que a mi hija le vengo haciendo sólo arroz", dice.

Y agrega que si no fuese por la organización social Recursos y Soluciones en Celiaquía, que la ayuda con cajas de fideos, galletitas, leche, budines y otros productos específicos, para Daiana sería imposible acceder a ese tipo de comidas.

Hoy se conmemora el Día Internacional del Celíaco, con el objetivo de concientizar sobre una enfermedad que en Argentina afecta a unas 400.000 personas.

Llegar a un diagnóstico temprano, acceder a los alimentos aptos (que pueden llegar a ser hasta un 300% más caros que aquellos similares que no lo son) y sostener de por vida una dieta libre de gluten (el único tratamiento que existe para esta condición), son algunos de los grandes desafíos que se presentan en la actualidad, sobre todo, para las personas que pertenecen a los sectores más vulnerables.

Por otro lado, sólo 14 provincias, entre las que no se encuentra Buenos Aires, adhirieron a la ley 26.588, que se sancionó en 2009 y declara de interés nacional la atención médica, investigación, capacitación profesional en la detección temprana, diagnóstico y tratamiento de la enfermedad celíaca.

Jimena Arauz, coordinadora del Programa Nacional de Detección y Control de la Enfermedad Celíaca, explica que, aunque no existe en el país un censo sobre la población celíaca, se estima que la prevalencia global de la enfermedad es del 1%: una de cada 100 personas la tienen. Sin embargo, en niños menores de 12 años es aún mayor (1 de cada 79).

Arauz subraya: "Cada un celíaco diagnosticado, se calcula que hay ocho que no lo están. Por eso, el objetivo fundamental del programa es contribuir a la detección temprana, para evitar las complicaciones a largo plazo".

Cuenta que cuando en 2009 se sancionó la ley 26.588 , el Estado sacó un listado oficial de productos aptos para celíacos, que en ese entonces eran unos 1400. "Hoy, hay más de 8400. Se amplió el mercado y eso aumentó la disponibilidad, aunque todavía hay lugares donde es difícil conseguirlos."

Romina Schvartzman, fundadora de Recursos y Soluciones en Celiaquía, afirma que "es muy difícil para las poblaciones más vulnerables adaptarse a la dieta libre de gluten: además de los costos, implica un cambio de cultura alimentaria muy grande".

Mariana Holgado, responsable de la Comisión de Alimentos de la Asociación Celíaca Argentina, coincide en que la gran barrera para los celiacos carenciados, es el el precio de los alimentos: "La ley establece la cobertura por parte de las obras sociales y prepapagas de un monto mensual (actualmente, $ 326) para la compra de harinas y premezclas aptos para celíacos. Si bien esto es un beneficio, puede ocurrir que una obra social le denegué la admisión a un celíaco, o le cobre un plus, porque la celiaquía ingresó en la categoría de enfermedades preexistentes. Esto hace que a veces queden fuera del sistema de salud".

Cómo colaborar

Recursos y Soluciones en Celiaquía

www.rsceliaquia.org

Asociación Celíaca Argentina

www.celiaco.org.ar

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.