Consumo. Buscan presionar a los bancos para que bajen las comisiones