Minorías turcas en peligro

(0)
28 de agosto de 2019  

En la conferencia del 15 de este mes, que tuvo lugar en el Congreso Nacional, el diputado Garo Paylan, de origen armenio, y la diputada Ebru Gunay, de origen kurdo, ambos miembros de la Asamblea Nacional de Turquía, describieron, desde sus respectivas perspectivas, el complejo mosaico político-social que refleja la difícil situación que atraviesa su país. Ambos pertenecen al Partido Democrático de los Pueblos, tercera fuerza en aquella nación.

En el Salón de los Pasos Perdidos, los visitantes alertaron sobre la necesidad de defender los derechos humanos y las libertades fundamentales en general y, en especial, las de las minorías étnicas y las de las mujeres, en Turquía. En su mensaje, advirtieron con preocupación que el mismo horrible genocidio perpetrado contra los armenios hace ya 104 años podría ahora repetirse contra los kurdos.

Recordemos que nuestro país ha reconocido expresa y oficialmente el genocidio armenio, mientras que el Parlamento de Turquía mantiene hasta ahora una lamentable posición negacionista, de espaldas a la verdad y falseando la historia. La diputada Gunay fue, en su momento, la representante legal del líder kurdo Abdullah Ocalan.

Intempestivamente, los diputados debieron interrumpir la visita a América Latina a raíz de la destitución de tres alcaldes de las ciudades más importantes, representantes de su partido, lo cual desató protestas populares que fueron reprimidas por el Estado.

Una vez más, las denuncias recogidas durante esta visita ponen de manifiesto la elevada cuota de intolerancia que caracteriza al autoritario gobierno turco, que encabeza el presidente Recep Tayyip Erdogan, junto con la necesidad de perseverar en la defensa de los derechos de las minorías kurda, armenia y asiria que residen en Turquía, país cuyo liderazgo no ha enfrentado, ni menos aún superado, las tensiones étnicas, que debieran haber quedado atrás hace mucho tiempo.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.