Benedicto XVI negó haber escrito un libro con el cardenal Sarah en el que reivindica el celibato