Feijóo, el líder que resistió a la crisis