Un caso que conmovió a la sociedad colombiana. Murió el niño enfermo cuyo padre es rehén de las FARC