Nuevo atentado en Colombia

Cuatro muertos: se trata del segundo ataque de las FARC en una semana; el ejército decomisó unos 1500 kilogramos de explosivos.
Cuatro muertos: se trata del segundo ataque de las FARC en una semana; el ejército decomisó unos 1500 kilogramos de explosivos.
(0)
31 de marzo de 2000  

BOGOTA.- La guerrilla colombiana de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) hizo estallar ayer un vehículo cargado de explosivos en una localidad cercana a Bogotá, ataque que dejó cuatro muertos y 14 heridos; es el segundo que se produce en una semana, en el centro de Colombia.

En tanto, el ejército se incautó de 1480 kilos de explosivos, 980 de ellos dentro de garrafas para gas que las FARChabían escondido en una zona rural del noroeste del país, informaron las autoridades militares.

El acto terrorista con el coche bomba tuvo lugar en Cachipay, poblado ubicado a 70 kilómetros de la capital colombiana. Una camioneta cargada con explosivos escondidos en canastas para cerveza fue estacionada por tres rebeldes frente a la alcaldía de la localidad y muy cerca de la estación de la Policía Nacional, según versiones de lugareños recogidas por las autoridades militares.

La deflagración causó la muerte de cuatro personas y heridas a 14 civiles.

Triste recordatorio

"Ya es un terrorismo indiscriminado", dijo el director de la Policía Nacional, general Rosso José Serrano, en tanto que el responsable operativo de esa institución, general Alfonso Arellano, observó que con estas acciones las FARC recuerdan al país la "época narcoterrorista" de fines de los años ´80 y comienzos de los ´90.

La onda expansiva causó graves destrozos en la municipalidad y el puesto policial de Cachipay, así como en edificaciones vecinas.

El atentado fue atribuido al Frente 42 de las FARC, la misma fracción a la que se atribuyó una acción similar registrada el domingo último en Girardot, 120 kilómetros de Bogotá, que dejó un muerto y 30 heridos.

Por otra parte, entre los casi 1500 kilogramos de explosivos hallados ayer, el ejército encontró también varias lanzaderas, minas antipersonales artesanales y 166 metros de mecha lenta para activar los artefactos. Todo fue descubierto en una zona rural cercana a la población de San Carlos, 126 kilómetros al este de Medellín.

Ayer, la Cámara de Representantes de los Estados Unidos aprobó un proyecto de ley que autoriza el desembolso de 1300 millones de dólares de ayuda militar para la lucha antidrogas de Colombia.

Poco después, el presidente colombiano, Andrés Pastrana, anunció la convocatoria a un referendum para introducir reformas políticas al país con el objetivo de poner fin a la corrupción. Días atrás, las FARC habían solicitado el cierre del Congreso a raíz de las continuas denuncias de hechos ilícitos.

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.