“Papá, hay un tiroteo en mi trabajo”

Desde el lugar del ataque, los empleados pidieron ayuda por mensajes telefónicos
(0)
3 de diciembre de 2015  

Fuente: AP

LOS ÁNGELES.– Durante las horas que duró el ataque en el centro de asistencia social de San Bernardino, California, los familiares y amigos vivieron con angustia la incertidumbre sobre la situación de los empleados que trabajan en el lugar.

Terry Pettit dijo a la radio local KABC que su hija le envió un mensaje de texto por celular desde el interior del edificio: "Papá, hay un tiroteo en mi trabajo", recordó el hombre con la voz entrecortada. "Hay gente herida. Estoy en la oficina esperando que llegue la policía. Recen por nosotros", agregó en otro mensaje.

Gabriel Torres por su parte contó que su esposa, Carina, una trabajadora social que se desempeña también en el centro, estuvo en comunicación telefónica con él durante media hora o más mientras permanecía escondida debajo de su escritorio, llorando, luego que su supervisor le ordenó que se pusiera a refugio. Aterrorizada por la situación, Carina le rogó a su esposo que se hiciera cargo de sus cuatro hijas de entre 10 y 24 años en caso de que no sobreviviera al ataque.

Más tarde, cuando el tiroteo aún no había culminado, la madre de Carina, Maria Hernandez, dijo: "Sabemos que ella está bien. Yo estoy bien si ella está bien. No puedo describir lo que siento en este momento".

Por esas horas, la radio transmitía un escenario caótico mientras la policía intentaba sacar a las víctimas de la zona de peligro y describían un panorama terrible de lo que iban hallando en el interior del centro social. Un oficial dijo por la radio: "Acabamos de encontrar otra habitación con más víctimas". Minutos más tarde, en un intercambio radial desde sus patrulleros, dos policías se consultaban "¿Necesitan más ayuda en el lugar o prefieren que nos mantengamos atentos por si los atacantes vuelven a disparar?"

Jamille Navarro, que trabaja en el centro, con niños que requieren cuidados especiales, llamó a su madre en un momento de pánico para avisarle que había hombres armados en el lugar.

"Ella estaba escondida en su consultorio", explicó Olivia Navarro a la radio local. "Los empleados habían apagado todas las luces. Me hablaba con susurros porque no quería que la oyeran. Yo le sugerí que dejase de hablar. Le dije: «Quedate tranquila. Voy ahora para allá. No hagas nada». No puedo llegar a entender cómo es que alguien busca dañar a gente que trabaja con chicos discapacitados", se preguntó Olivia Navarro.

Una ciudad marcada por la pobreza

San Bernardino atraviesa un proceso de decadencia

1 Pobreza y marginalidad

La San Bernardino, 96 kilómetros al este de Los Angeles, es según el censo de 2010 la segunda ciudad del país con mayor pobreza, después de Detroit; el 48,6% de la población está por debajo de la línea de pobreza

2 Bancarrota y recortes

En 2012 la ciudad se declaró en bancarrota y en mayo pasado las autoridades presentaron un plan para restaurar la solvencia mediante una suba de impuestos y tarifas, así como un recorte de servicios

3 Alta tasa de criminalidad

En los últimos años subió la tasa de criminalidad y decayeron notablemente la calidad de la infraestructura, la educación, la policía y los bomberos, entre otros servicios; la tasa de homicidios de San Bernardino fue de 29 cada 100.000 habitantes en 2005, la 13ª más alta de Estados Unidos

4 Golpeada por el desempleo

Con un total de 210.000 habitantes, sólo el 46% de la población económicamente activa de San Bernardino tiene trabajo, la cifra más baja de las ciudades de su tamaño en el país

5 Mormones y Mcdonald’s

Fundada en un valle por misioneros mormones en 1851, fue el lugar donde se abrió el primer local de McDonald’s, en 1940; fue cuna de la famosa banda de motociclistas de los "Hell Angels" y es una de las pocas ciudades de California con reservas de agua

La costumbre de los tiroteos

1/10/2015

Roseburg, Oregon

Christopher Harper-Mercer, de 26 años, mató a balazos a ocho compañeros y un profesor en el Umpqua Community College; luego se suicidó

18/6/2015

Charleston, Carolina del Sur

Dylann Storm Roof, probable supremacista racial, atacó con un arma de fuego una histórica iglesia negra y causó nueve muertes

16/9/2013

Washington DC

En un tiroteo, Aaron Alexis, contratista de la Armada, mató a nueve personas en una instalación militar

14/12/2012

Newtown, Connecticut

Adam Lanza, de 20 años, asesinó a su madre, y luego a 20 chicos y seis adultos en la escuela primaria de Sandy Hook

20/7/2012

Aurora, Colorado

James Holmes, de 24 años, irrumpió a sangre y fuego en un cine donde se proyectaba una película de Batman; el saldo fue de 12 muertos

  • Agencias DPA y EFE

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.