Abrazo cálido. La madera deja su huella noble en una casa amplia y funcional