Repensar el negocio con el objetivo de generar impacto positivo en la sociedad y el ambiente sin dejar de ser rentable, Coca-Cola prioriza el agua
Repensar el negocio con el objetivo de generar impacto positivo en la sociedad y el ambiente sin dejar de ser rentable, Coca-Cola prioriza el agua
(0)
22 de marzo de 2019  • 00:00

El agua es un ingrediente esencial para la existencia de la vida, así como un elemento indispensable para la humanidad. Desde la constitución del ser humano (somos 60% agua y nuestro cerebro es 78% agua), el cuidado de la salud y hasta los procesos productivos, todo depende del agua.

Hoy, 22 de marzo, se celebra el día Mundial del Agua, fecha adoptada en 1992 por las Naciones Unidas para crear conciencia sobre la importancia de su conservación y uso responsable. En este contexto, Coca-Cola asumió un compromiso activo y a nivel global, se convirtió en un agente de cambio: desde hace décadas desarrolla iniciativas que hoy cosechan sus frutos.

Hacer negocios de la forma correcta, no de la manera más fácil

Integrar la variable de la sustentabilidad en los procesos productivos, es uno de los diferenciales en los que Coca-Cola se destaca. Y, en su trabajo por generar un impacto positivo en la sociedad, el cuidado del agua es uno de los ejes más importantes. Es por eso se comprometió a devolver a la naturaleza el equivalente al 100% del agua que utiliza en sus productos y procesos productivos para el año 2020. Una meta que fue alcanzada, de manera mundial, en el 2015 a través de más de 500 programas de protección de fuentes de agua y de acceso a agua segura para poblaciones vulnerables.

Estos programas fueron posibles gracias a alianzas estratégicas con organizaciones expertas. Una de ellas es la triangulación que supo forjar con la empresa social Proyecto Agua Segura y distintos organismos del sector público, con quienes Coca-Cola trabaja desde 2016 en la instalación de filtros purificadores de agua y bebederos en escuelas y centros comunitarios de comunidades vulnerables. Hasta el momento, el programa cuenta con más de 340 los filtros de agua instalados en instituciones de más de 13 provincias. Se trata de una iniciativa que beneficia a más de 20 mil personas en todo el país.

Además, con el objetivo de financiar proyectos que mejoren el acceso al agua potable y la conservación del recurso, Coca-Cola estableció una alianza con Fundación Vida Silvestre y desde hace 12 años promueven juntas el Concurso de Agua, con el que anualmente premia a distintas ONGs. En los últimos 11 años el certamen financió 27 proyectos en 13 provincias del país; entregó $5.770.000 en premios, que contribuyeron al desarrollo de los proyectos presentados; y facilitó el acceso a agua segura a unas 600.000 personas en todo el país.

De la mano de la empresa social Proyecto Agua Segura, Coca-Cola apoyó la entrega de filtros purificadores para escuelas rurales y centros comunitarios de todo el país
De la mano de la empresa social Proyecto Agua Segura, Coca-Cola apoyó la entrega de filtros purificadores para escuelas rurales y centros comunitarios de todo el país

Un acuerdo para la seguridad hídrica de Mendoza

La cuenca del Río Mendoza, que está ubicada en la diagonal árida sudamericana, presenta un riesgo de suministro de agua inminente y puso en alerta a toda la comunidad mendocina. En conjunto con las autoridades gubernamentales de ese departamento, a otras empresas (Danone y Quilmes) y la organización ambientalista The Nature Conservancy (TNC) Argentina, en representación de la Alianza Latinoamericana de Fondos de Agua, Coca-Cola conformó un acuerdo de colaboración pionero en el país para avanzar en el diseño de un "Fondo de Agua" que asegure el recurso para la comunidad, su industria y la naturaleza a largo plazo en la cuenca del Rio Mendoza.

Los Fondos de Agua son organizaciones multisectoriales que diseñan e impulsan mecanismos financieros y de gobernanza con el fin de contribuir a la seguridad hídrica y al manejo sustentable de las cuencas a través de soluciones basadas en lo que se conoce como "infraestructura verde". Un esfuerzo colectivo para profundizar el manejo sustentable de las cuencas amenazadas.

La nueva sede corporativa de la Coca-Cola en Buenos Aires recibió la máxima distinción internacional en materia de sustentabilidad
La nueva sede corporativa de la Coca-Cola en Buenos Aires recibió la máxima distinción internacional en materia de sustentabilidad

Coca-Cola construyó el edificio más sustentable de Argentina

Como la sustentabilidad está integrada a cada decisión de Coca-Cola, el cuidado del agua también se promueve puertas adentro en su nueva sede corporativa en Buenos Aires. El edificio (ubicado en el barrio de Saavedra) acaba de ser reconocido como el más sustentable de la Argentina tras obtener con el puntaje más alto la Certificación LEED Platinum. Esta distinción internacional es el máximo reconocimiento para edificaciones que cumplen con los más altos estándares de desempeño en eficiencia energética y bajo impacto sobre el medio ambiente, tanto a la hora de la construcción como durante su uso posterior.

Entre los aspectos más destacados, el edificio cuenta con diversos espacios verdes en los que se plantaron especies autóctonas, que permiten absorber gran parte del agua de lluvia y, al mismo tiempo, retrasar el escurrimiento de agua, la que es dirigida a un tanque de recupero de 70.000 litros de capacidad. Allí ingresa a un proceso de filtrado y luego se la emplea para descargas en baños, riego y el uso de las torres de enfriamiento. De esta forma, toda el agua de lluvia es reutilizada dentro del edificio, evitando que se transfiera a la red pluvial de la Ciudad de Buenos Aires.

Para Coca-Cola el agua es mucho más que un ingrediente esencial de sus bebidas o un insumo en la producción agrícola de los cuales depende: es un recurso vital para la vida, la salud y la prosperidad económica de las comunidades en las que está presente. Por eso hoy refuerza su compromiso para cuidarla y preservarla.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?