Ir al contenido

Le faltaron el respeto a una moza y el dueño del restaurante les dio una lección ejemplar: “No vuelva más”

Cargando banners ...