Marcial Mirás y Lázaro Costa, dos pioneros de las pompas fúnebres