Opinión. Sociedades amistosas que ayudan a concretar proyectos