Berlusconi prometió un respaldo "concreto" para la Argentina

El presidente del Consejo de Ministros y ministro de Asuntos Exteriores italiano se entrevistó con el canciller Carlos Ruckauf hoy en Roma y le transmitió el apoyo de su país ante el G-7 y las instituciones financieras para hacer frente a la crisis
(0)
30 de enero de 2002  • 16:53

El canciller argentino, Carlos Ruckauf, recibió hoy el respaldo expreso de Italia ante los países del G-7 y las instituciones financieras internacionales para hacer frente a la crisis que azota Argentina, según ratificó públicamente el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi.

Ruckauf, antiguo embajador de su país en Italia, llegó hoy a Roma procedente de EEUU y antes de trasladarse mañana a España, en el contexto de una gira destinada a recabar apoyos políticos y económicos de los principales inversores extranjeros en Argentina.

Tras entrevistarse en la capital italiana con el presidente de la República, Carlo Azeglio Ciampi, Ruckauf se reunió con Berlusconi.

Berlusconi le prometió un respaldo "concreto y continuado", al subrayar que "haremos todo lo que podamos en los diferentes foros internacionales por el amigo pueblo argentino".

"Nos comprometemos -dijo el primer ministro italiano- a ayudar de manera concreta a Argentina, garantizando nuestro pleno apoyo en el interior del G-7 y de las instituciones financieras internacionales".

En ese capítulo al que hizo mención el presidente del gobierno italiano se inscribe la probable concesión de un crédito por cien millones de euros, con el 25 por ciento destinado a medicinas y el resto a financiar la pequeña y mediana empresa.

De este posible crédito habló Ruckauf con el titular italiano de Actividades Productivas (Industria), Antonio Marzano, con quien también repasó otros asuntos de interés bilateral como el anunciado cierre y reestructuración de algunas plantas de la empresa automovilística Fiat en Argentina.

"El milagro es posible"

Ruckauf encontró un fiel aliado en el ministro para los Italianos en el Mundo, Mirko Tremaglia, que pidió al patrón de Fiat, el senador vitalicio Gianni Agnelli, que no cumpla con estas previsiones "para ayudar al pueblo argentino".

"El milagro es posible y Argentina superará esta crisis", afirmó Tremaglia tras entrevistarse con Ruckauf, antes de hacer un llamamiento a España "para que colabore con Italia en nuestro deber de salvar a Argentina".

El ministro de Exteriores señaló, por su parte, que el deseo del Gobierno del presidente argentino, Eduardo Duhalde, es que varios países desarrollados establezcan con el suyo "un sistema de ayudas que podría concretarse en una nivelación de la deuda y en una línea de crédito con tipos favorables".

En sus entrevistas, Ruckauf explicó a los interlocutores que "hemos emprendido una vía para salir de la crisis en la cual es importante el apoyo y el plan de intervención económica acordado con el Fondo Monetario Internacional", según afirmó él mismo.

También planeó a sus interlocutores la necesidad de impulsar las negociaciones para alcanzar una zona de libre comercio entre el Mercosur y la Unión Europea, con la perspectiva de conseguir avances significativos este mismo año.

La agenda de Ruckauf empezará mañana, jueves, en el Vaticano, donde se reunirá con el cardenal secretario de Estado, Angelo Sodano, y seguirá en el Parlamento italiano, con un encuentro con el presidente de la Cámara de Diputados, Pierferdinando Casini.

Asimismo, mantendrá una entrevista con la Conferencia de Presidentes de las Regiones de Italia, que le informarán de las iniciativas que han adoptado para ayudar a Argentina.

Según explicó hoy el presidente de ese organismo, Enzo Ghigo, las regiones italianas se han comprometido a contribuir a que Argentina supere su actual crisis a través de una intensificación de los intercambios y la promoción de programas conjuntos de desarrollo con las pequeñas y medianas empresas.

Fuente: EFE

12.19| Ruckauf busca apoyo en Italia

ROMA.- El ministro de Relaciones Exteriores argentino, Carlos Ruckauf, señaló a su llegada a Roma que el principal objetivo de su visita oficial a Italia es conseguir la comprensión del Gobierno ante la situación económica de nuestro país y ayuda concreta para mejorarla.

En unas breves declaraciones en el aeropuerto romano, al que llegó procedente de Estados Unidos, Ruckauf expresó su interés por conseguir "un sistema de ayudas que podría concretarse en una nivelación de la deuda y en una línea de crédito con tipos favorables".

"Hemos emprendido una vía para salir de la crisis en la cual es importante el apoyo y el plan de intervención económica acordado con el Fondo Monetario Internacional", dijo el ministro argentino.

Durante su estancia de día y medio en Roma, el canciller argentino se entrevistará hoy con el presidente de la República Italiana, Carlo Azeglio Ciampi, y con el primer ministro Silvio Berlusconi, entre otras actividades.

Ruckauf, acompañado de su esposa María Isabel Zapatero, llegó esta mañana a Roma procedente de Estados Unidos, donde explicó detalles del nuevo plan económico del Gobierno.

El canciller, quien hace una década fue embajador en Roma, fue recibido en el palacio del Quirinal por el presidente italiano Carlo Azeglio Ciampi y posteriormente se reuniría con el primer ministro Silvio Berlusconi.

Mañana, Ruckauf mantendrá un coloquio en el Vaticano con el cardenal secretario de Estado, Angelo Sodano, y antes de partir con destino a Madrid participará en una reunión con los presidentes de las Regiones en la sede de la Conferencia de las Regiones.

Antes de dejar Italia, el jefe de la diplomacia argentina se entrevistará con el presidente de la Cámara de Diputados, Pierferdinando Casini, quien recientemente efectuó una visita al país latinoamericano.

"Hemos emprendido un camino para salir de la crisis, para el que es muy importante el apoyo y el plan de intervención concordado con el Fondo Monetario Internacional", indicó Ruckauf a su llegada a la capital italiana.

En el aeropuerto romano de Fiumicino, el canciller -acompañado por el subsecretario de Exteriores, Rogelio Pfirter y por los secretarios de Estado para Asuntos Económicos, Martín Redrado, y para el Culto, Esteban Caselli- fue recibido por los embajadores de Argentina ante el Estado italiano, Elsa Kelly, y ante la Santa Sede, Vicente Espeche Gil.

Fuente: DyN y EFE

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?