Alberto Fernández: "Tener en las cárceles a personas en riesgo y que el Estado no reaccione es un acto inhumano"

Con Kicillof, Alberto Fernández volvió a cuestionar la gestión del macrismo: "Encarcelar a todos y no construir cárceles no tiene sentido, es marketing"
Con Kicillof, Alberto Fernández volvió a cuestionar la gestión del macrismo: "Encarcelar a todos y no construir cárceles no tiene sentido, es marketing" Fuente: LA NACION - Crédito: Santiago Hafford
(0)
26 de mayo de 2020  • 10:34

LA PLATA.- El presidente Alberto Fernández se mostró hoy junto al Axel Kicillof en una fuerte señal de respaldo político al gobernador y a los intendentes del Gran Buenos Aires, renovó las críticas hacia la gestión de Cambiemos y reflotó la polémica sobre la salida de presos en el contexto de la pandemia del coronavirus.

Al anunciar ayuda para obras de infraestructura municipal, Fernández criticóla falta de urbanización en la zona de la Villa Azul, donde hubo un brote de contagios de coronavirus, que pertenece al partido de Quilmes, gobernado hasta diciembre por el macrista Martiniano Molina. "En una de las intendencias [por el kirchnerista Jorge Ferraresi, de Avellaneda], el barrio popular tiene condiciones de dignidad, con centros deportivos, escuelas, pero cruzando la calle ese desarrollo no se hizo", dijo.

Luego, el mandatario apuntó contra Mauricio Macri por la situación en las cárceles de la provincia. "Tener la mano dura, encarcelar a todos y no construir cárceles no tiene sentido. Eso es todo marketing", señaló.

"Y tener ahora en las cárceles a personas en riesgo y que el Estado no reaccione ante el riesgo sanitario es un acto inhumano. Nosotros abrazamos la política porque la humanidad es lo que nos importa", aseguró.

Fernández volvió a cuestionar la gestión de Juntos por el Cambio y reflotó la polémica por excarcelaciones

02:51
Video

En otro tramo de su discurso, el Presidente llamó a construir un país más justo. "La pandemia nos dejó la muestra de la desigualdad en la que vivimos. Lo primero que debe enseñarnos es que vivimos en un país injusto y ahora nadie tiene excusa de decir 'no me di cuenta', todos lo vimos", remarcó.

El mandatario dijo que pretende construir un país "federal" e integrado. "El coronavirus demuestra el efecto real, las consecuencias del hacinamiento", planteó.

"Cada vez que veo todos estos desafíos a los que la pandemia nos expone, siempre digo que, entre tanto dolor, tenemos la suerte de que ese país más justo que hay que construir nos tocó a construirlo a nosotros", concluyó.

Anuncio

Fernández presentó hoy un plan de ayuda para obras de infraestructura municipal. Se espera que lleguen al menos unos 200 o 300 millones de pesos, a cada comuna, para realizar pequeñas obras como arreglos de hospitales, bacheos o reparación de escuelas donde funcionan comedores escolares.

La idea es promover el empleo mediante el trabajo de unas 200 personas por cada distrito, con micro intervenciones para sostener economías cada vez más frágiles.

Los intendentes del conurbano enfrentan hoy la situación más dura en la lucha contra el Covid-19. No sólo se expanden los focos de contagio en barrios populares y asentamiento, sino que afrontan, además, una dura situación económica en sus distritos con más del sesenta por ciento de la población por debajo de la línea de pobreza y dificultades para pagar sueldos de empleados públicos.

Los alcaldes ya recibieron ayuda del Estado provincial para pagar un tercio de los sueldos de empleados en abril, pero dicen que no les alcanza. Ahora esperan desembolsos de efectivo para pagar sueldos de mayo. La recaudación municipal cayó más del 40 por ciento. Y la nomina salarial no se puede afrontar sin ayuda del gobierno central en la mayoría de las comunas.

Barrios populares

En tanto crece la inquietud por la expansión de la epidemia en los barrios populares.

Anoche quince intendentes de la zona sur del Gran Buenos Aires mantuvieron una tele conferencia con el gobernador y con el jefe del bloque de diputados nacional, Máximo Kirchner.

Juntos hicieron un repaso sanitario de la región a partir del foco de infección que se registró en casi un centenar de pobladores de Villa Azul. "Esto es un caso particular por contagio en partido de fútbol. No hay manera de parar el foco si no se aísla. Pero no es una receta que se pueda trasladar fácilmente. No se puede hacer en simultáneo en demasiados barrios populares", se admitió en esa conversación.

Ayer el viceministro de Salud de la provincia, Nicolás Kreplak y el ministro de Seguridad, Sergio Berni habían deslizado que el modelo de aislamiento comunitario podría repetirse, ante nuevos brotes de COVID- 19.

No pasará mucho tiempo antes de que se repita en otros de los 1800 asentamientos, se admite en el interior de su gabinete.

"Estamos en la curva de ascensos de casos- dijo ayer Kreplak. Cuando encontremos otro lugar vamos a tener que tomar medidas de aislamiento estricto", informó el funcionario.

Hasta el momento se hicieron controles en 48.451 personas, de 22 barrios populares de la provincia de Buenos Aires. Es un índice de revisión médico bajo: apenas fue entrevistada el 11 por ciento de la población de 429.000 familias que suman dos millones de personas de barrios humildes.

El brote en Villa Azul, donde se confirmaron 99 casos de Covid-19, encendió la luz roja en el gobierno de la provincia.

Kicillof encontró dificultades para trasladar a toda una población en los centros de aislamiento que tenía montados, por ejemplo en la Universidad de Quilmes. Hay una sencilla razón que lo impide: la población que tiene síntomas leves se niega a dejar sus casas y sus pertenencias en los lugares más vulnerables. Obligarlos a traslados masivos sería enfrentar la rebelión entera de barrios humildes.

A partir de ahí el gobernador tomó la decisión, entonces, de bloquear accesos con unos 300 uniformados que se ocupan de llevar comida, medicina e insumos al interior de la población.

Más controles

Los operativos para la detección temprana en las villas se intensificarán esta semana. Hoy habrá operativos en villa Azul, de Quilmes, Avellaneda; en la villa nueve de Julio de La Matanza; en Don Orione de Almirante Brown y en San Isidro.

Mañana los controles serán en los mismos barrios y sumarán el barrio 30 de Agosto, de Lomas de Zamora. El jueves y viernes se extenderán en el barrio Ejército de los Andes, conocido como Fuerte Apache, de Tres de Febrero.

Berni admitió que es previsible hallar nuevos focos de trasmisión de la enfermedad: "Sería lo esperado, raro sería que no se repita", sostuvo el funcionario tras destacar que el gobierno trabaja en testeos en el barrio vecino a ese asentamiento, Villa Itatí.

Hasta hoy se registran 4219 contagios de Covid -19 en toda la provincia de Buenos Aires. Hay 1179 personas recuperadas. 1264 personas internadas. 67 en cuidados intensivos. Y 193 fallecidos.

Informe de María José Lucesole

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.