Aconsejan revisar el diseño del cenotafio del parque Las Heras

Un comité técnico también recomendó cambiar la ubicación
Ángeles Castro
(0)
18 de agosto de 2006  

La Comisión Evaluadora de Monumentos y Obras de Arte del Espacio Público (Ceoaep) recomendó revisar la ubicación en la que será emplazado, dentro del parque Las Heras, un cenotafio en memoria de los militares y civiles fusilados entre el 9 y el 12 de junio de 1956, porque no considera que la localización más conveniente sea la aprobada por la Legislatura porteña en junio último.

Además, ese comité técnico -integrado por representantes de los poderes Legislativo y Ejecutivo de la ciudad- aconsejó llamar a concurso público para definir qué diseño tendrá el monumento, con el objeto de adecuarlo a las normas vigentes y asegurar una convivencia armónica con el entorno.

Así lo confirmaron ayer a LA NACION dos miembros de la comisión, la arquitecta Andrea Cerletti y la diputada María Eugenia Estenssoro.

Con estas dos observaciones técnicas, la comisión pretende revertir las imperfecciones que arrastró el proyecto artístico como consecuencia de un trámite parlamentario realizado a las apuradas para poder sancionar la ley que aprobó la instalación al cumplirse el 50° aniversario de los hechos.

Tal como informó LA NACION oportunamente, antes de ser discutida en el recinto la iniciativa no tuvo dictamen de las comisiones parlamentarias que suelen intervenir para estudiar las propuestas de monumentos en espacios públicos. Tampoco pasó por la comisión evaluadora especial.

Por este motivo, los diputados Inés Urdapilleta y Juan Manuel Olmos -los autores del proyecto para emplazar el cenotafio, que recordará a 32 personas fusiladas durante un alzamiento contra el general Pedro Eugenio Aramburu- se comprometieron a enviar el tema a la Ceoaep antes de que se realizara la audiencia pública para que los vecinos dieran su opinión.

En efecto, el comité evaluó la cuestión y presentó las mencionadas recomendaciones antes de la audiencia, que fue desarrollada ayer. El proyecto tuvo una buena recepción entre los escasos oradores, en su mayoría familiares de los homenajeados por el cenotafio.

"Proponían situar el monumento en Las Heras y Salguero. Pero allí hay árboles y una construcción perteneciente a Edenor. Desde el punto de vista técnico, parece más apropiado emplazarlo sobre Salguero, en un espacio hoy cercado en el que hay placas recordatorias de los fusilados. Sugerimos que la Dirección de Espacios Verdes analice la alternativa.

"Por otro lado, los bosquejos del cenotafio no cerraban, faltaba documentación. Entonces aconsejamos llamar a un concurso público para definir su diseño y que lo convoque el Museo Sívori", dijo Cerletti a LA NACION.

La diputada Urdapilleta sostuvo: "Soy partidaria del concurso público, para que el monumento sea digno. Los homenajeados lo merecen".

Si bien la audiencia pública resultó positiva, muchos vecinos mostraron en la calle su malestar por lo que -opinan- será otra invasión de cemento en un parque ya ocupado por dos escuelas, una iglesia y canchas de fúbtol. Como Hernán, un profesional de 39 años que lleva a su hijo Franco a andar en bicicleta y a jugar a las escondidas entre los árboles. "Dejen al parque en paz. Cualquier construcción adicional sólo restará espacio para el esparcimiento de nuestros niños", expresó.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.