Complicó a pasajeros de ómnibus un conflicto en la nueva terminal

Debieron subir y bajar de los vehículos en plena calle por un problema entre empresarios
(0)
19 de diciembre de 2009  

MAR DEL PLATA.- La Justicia y el municipio comenzaron a poner ayer un poco de orden en la alborotada y flamante terminal de ómnibus de esta ciudad, donde, entre anteanoche y las primeras horas de ayer, un conflicto económico entre la firma concesionaria y las empresas de ómnibus de larga distancia llevó a que decenas de estos vehículos tuvieran vedado el ingreso a las dársenas.

Esa situación significó que los pasajeros tuvieran que subir y bajar de los ómnibus en plena calle, a unos cien metros de la moderna edificación, inaugurada hacía una semana.

Un recurso de amparo que tuvo resolución en horas del mediodía de ayer y un posterior acuerdo entre las partes permitió que se normalizara la operatoria en la flamante estación.

Cuestión de costos

El problema se originó en que la firma Terminal Mar del Plata SA, que tiene como principal referente a Néstor Otero, fijó en 20 pesos más IVA el peaje o toque de dársena que se cobra a cada ómnibus que llega a este destino, cifra muy superior a los 3,60 pesos que se cobraban en la vieja terminal e, incluso, por encima de los 8 pesos que se abona por ese mismo concepto en Retiro, también operada por Otero.

Las empresas de ómnibus rechazaron los nuevos valores, razón por la cual el concesionario, según dijeron los titulares de los colectivos, los dejaron sin autorización para ingresar en la terminal.

Tres de las empresas de larga y media distancia respondieron con un recurso de amparo que ayer tuvo resolución a medias: el juez federal Eduardo Giménez se declaró incompetente ante la cuestión de fondo, pero dispuso que, mientras tanto, se mantuviera en 3,60 pesos el valor fijado por toque de dársena.

Las partes debieron acatar esta medida y la totalidad de los servicios volvieron a ingresar en la estación.

"Es un conflicto entre empresarios y los intimamos para que cesen en esa actitud", explicó el secretario de gobierno de la comuna, Ariel Ciano, molesto por esta situación que opacó la reciente apertura de la nueva terminal, ahora instalada junto a la estación ferroviaria.

Convenio

Ayer, por la tarde, durante una reunión realizada en la sede de gobierno municipal, que duró más de cuatro horas y en la que también hubo presencia de enviados de la Comisión Nacional de Transporte, representantes de la empresa concesionaria y de los transportistas firmaron un acuerdo.

Mediante ese convenio, las partes se comprometieron a acatar el fallo judicial y dejar que el organismo competente fijara cuál es el valor que corresponde aplicar en concepto de peaje para la estación local.

"Ante un nuevo incumplimiento, arbitraremos todos los medios de sanciones a nuestro alcance", advirtió Ciano.

La inauguración de la terminal significó todo un acontecimiento para Mar del Plata, no exento de debate.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.