Un volcán cordillerano cubrió de cenizas la llanura pampeana

Los geólogos hallaron huellas del antiquísimo fenómeno cerca de Mar del Plata
Los geólogos hallaron huellas del antiquísimo fenómeno cerca de Mar del Plata
(0)
26 de agosto de 2000  

Un estudio realizado por un grupo de geólogos argentinos permitió fechar en 21.000 años una erupción volcánica de gran magnitud en la zona cordillerana, cuyas cenizas habrían viajado más de 1000 kilómetros y cubierto extensas zonas de la llanura pampeana, entre éstas, acantilados cercanos a Camet, en Mar del Plata.

De ocurrir hoy un fenómeno similar -hecho que los especialistas nunca descartan- se vería seriamente afectada una de las zonas de actividad agropecuaria más dinámica de la pampa húmeda.

Los resultados de estas investigaciones fueron presentados por los doctores Paulina Nabel y Hugo Corbella, geólogos del Museo Argentino de Ciencias Naturales Bernardino Rivadavia e investigadores del Conicet, durante las jornadas del segundo Taller sobre Sedimentología y Medio Ambiente realizado en la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA. En el estudio intervino también el doctor Gustavo Martínez, geólogo del Centro de Geología de Costas y del Cuaternario de la Universidad Nacional de Mar del Plata (UNMP).

Un volcán cordillerano

En los acantilados de Camet Norte y en las cercanías del Hipódromo Ginoccio, Mar del Plata, aparece una capa de sedimentos blancos cuyo color contrasta marcadamente con el de su entorno.

El estudio de los minerales que componen esta capa, que en Camet Norte llega a los 15 centímetros de espesor, indica que se trata de cenizas volcánicas provenientes de la actividad de un lejano volcán ubicado en la cordillera de los Andes.

Además, las características de los estratos en los que está intercalada indican que estas cenizas se depositaron en el fondo de lo que antiguamente fue una laguna.

Los investigadores hicieron fechar dos muestras de las cenizas en el Laboratorio de Geocronología del Servicio Geológico de los Estados Unidos en Menlo Park, California.

Ambas dataciones, realizadas por el método del argón 40-argón 39 , arrojaron valores coincidentes de 20.900 años. El fechado indica que esta antigua erupción ocurrió durante la época geológica conocida como Pleistoceno, que finalizó hace 10.000 años. En esos tiempos el planeta estaba bajo los efectos de la última glaciación.

Un riesgo vigente

"A pesar de las evidencias geológicas y de la presencia de volcanes activos en la región cordillerana, se ha instalado en la población la creencia de que la región pampeana se encuentra libre de riesgo volcánico. Sin embargo, el solo registro de erupciones ocurridas en el siglo XX desmiente esta suposición", dice Paulina Nabel.

La geóloga agrega que la magnitud del evento se puede valorar si se comparan las cenizas de Camet Norte con los depósitos originados por los dos grandes penachos de cenizas volcánicas correspondientes a las erupciones de los volcanes chilenos Quizapu de 1932 y Hudson de 1991, cuyos valores de máxima acumulación de cenizas se registraron entre 400 y 500 kilómetros al este de su origen, con espesores no compactados inferiores a los 10 centímetros.

De acuerdo con los tamaños de las partículas, la distancia máxima que recorrieron las cenizas por acción del viento antes de depositarse fue de 1000 kilómetros. "Sin embargo -dice Corbella- Camet dista de los centros volcánicos cordilleranos más próximos unos 1200 kilómetros. Este desvío podría deberse a causas diversas, tales como vientos extraordinarios causados por una corriente de chorro durante el período de actividad máxima; aglomeración de partículas durante el transporte por el viento que dio lugar a la formación de aglomerados de escasa densidad y elevada sección transversal, o, finalmente, alteración de la composición granulométrica durante la breve etapa de retransporte fluvial."

Como si fuera ayer

Por otra parte, si se tiene cuenta la distancia de transporte eólico, indicada por el tamaño medio de partículas, y al considerar la actual circulación atmosférica y dirección de los vientos predominantes, el emplazamiento de la erupción que dio origen a la capa de cenizas volcánicas de Mar del Plata debería estar ubicado en algún lugar al oeste o sudoeste del eje Mar del Plata-Bahía Blanca.

En ese cuadrante y en el ámbito cordillerano, han sido señaladas cenizas de una composición comparable en los volcanes Copahue y Pino Hachado (ver infografía).

En geología, a diferencia de lo que ocurre con la vida cotidiana, un acontecimiento ocurrido hace 20.000 años es considerado reciente.

"Este evento volcánico, ocurrido hace apenas 21.000 años y puesto de relieve por el estudio de sus depósitos más lejanos -dicen los investigadores- subraya la necesidad de incrementar nuestros conocimientos respecto de la historia eruptiva moderna. Para lograrlo, habrá que poner esfuerzos en el estudio y datación de los volcanes cordilleranos y de sus depósitos pampeanos."

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.