Cada vez más extranjeros eligen el sistema universitario argentino