La previa de Argentina-Brasil. El verdugo de Messi: el imbatible Alisson Becker va por su tercer festejo al hilo contra el rosarino

Messi y Alisson Becker se enfrentaron frente a frente en Roma, durante la Champions de 2018
Messi y Alisson Becker se enfrentaron frente a frente en Roma, durante la Champions de 2018 Fuente: AFP
(0)
2 de julio de 2019  • 10:08

BELO HORIZONTE.- Alisson Becker, que ostenta la valla invicta en la Copa América tras cuatro partidos, llega a la semifinal del torneo con dos carteles de los que puede vanagloriarse: es el arquero "imbatible" y el "verdugo de Messi", tras los triunfos que consiguió con Roma y Liverpool ante Barcelona, en las últimas Champions League. "Estoy preparado para todo, incluidos los penales", avisó en una conferencia de prensa que dio ayer. .

"Estamos preparados para todo, incluso para los penales, pero también para ganar en el tiempo reglamentario. Sabemos que el fútbol tiene circunstancias y éstas pueden llevar a los penales y estamos listos para ello", asumió el futbolista del Liverpool. Y le restó importancia a la posibilidad de convertirse en héroe de la selección local si la semifinal se define desde los doce pasos. "Los penales pueden consagrar a un arquero pero pienso en eso porque si atajo un penal y mis compañeros no convierten los suyos no importa. Lo importante es que cada uno haga su parte", entendió.

También relativizó su buena racha ante el astro argentino Lionel Messi, al que eliminó de las últimas dos Liga de Campeones de Europa con Roma de Italia y Liverpool. "Cada partido tiene su historia, el partido de la Roma tuvo su historia, el del Liverpool otra, afortunadamente fueron historias en las que pudimos ganar. Pero me interesa lo colectivo, en los dos casos conté con equipos que juegan colectivamente. Aquí no será diferente", concluyó.

El segundo arquero más caro de la historia que brilla en Europa

Estandarte en Liverpool, Alisson es el dueño de uno de los pases más caros de la historia de los arqueros. Era lógico: en la final de la Champions pasada, el gigante inglés perdió por 3 a 1 con Real Madrid con dos deslices serios del alemán Loris Karius. Alisson Becker llega, desde Roma, a cambio de 75 millones de euros. Una locura financiera. El brasileño, hábil con las manos y con los pies -una receta que no negocia Klopp-, ataja algunas pelotas imposibles.

El crack rosarino habrá soñado con su figura, y ahora, dos meses después, vuelven a encontrarse en Brasill. Es el mismo villano que sufrió Leo Messi una temporada atrás, cuando Barcelona quedó de rodillas en los cuartos de final frente a Roma (luego, eliminado por Liverpool). Barcelona (y Messi y los millones) le había ganado 4-1 a Roma en España. El desquite fue histórico: un 3-0 inolvidable -casi, casi, como esta batalla-, con la certeza de que Allison le contuvo dos remates decisivos a Leo. En el desquite, ocurrió lo mismo: dos disparos, bien resueltos por el brasileño, surgido en Inter, de Porto Alegre, de 26 años y con proyección de fama mundial. Barcelona dispuso en total de cinco remates al arco: en todos, se sostuvo por sus manos, implacables en la mágica noche de Anfield. Como Pratto en River: su exceso de cotización, al final, resultan una baratija.

El golazo de Leo que no alcanzó

Con un solo partido disputado a nivel selecciones (se enfrentaron en el triunfo 3-0 de Brasil, cuando Bauza estaba al frente de la Argentina), el historial en clubes incluye el 4-1 de Barcelona en 2018, la remontada 3-0 de Roma en la revancha, el 3-0 de Barcelona ante Liverpool en el Camp Nou hace dos meses, y la milagrosa noche del 4-0 de los Reds para dar vuelta la serie.

En el 3-0 de la ida, Messi le marcó por duplicado a Alisson, y anotó un golazo de tiro libre que poco sirvió para la revancha: esa gran actuación de Leo quedó tapada por la fantástica remontada de Liverpool con goles de Origi y Wijgnaldum. Esa noche, el rosarino disparó dos veces al arco, pero las dos veces se encontró con su verdugo.

Télam y LA NACION

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.